El liberalismo en una asamblea se manifestó, e incluso hay rumores de que podría buscarse la Convención para expulsar del partido a los golpistas de Micheletti y Elvin Santos, por traicionar el ideario del partido, y a sus correligionarios, algo inaceptable dentro del liberalismo, al menos 300 candidatos a elección popular por parte del Partido Liberal han amenazado con renunciar si los golpistas se mantienen tercamente en el Poder y no lo entregan a su legítimo mandatario.

Esto prueba que la disque solución que dicen los golpistas y sus medios a la crisis, definitivamente no lo es, simplemente sería agravar la misma, pues un proceso electoral ilegal, inconstitucional, ilegítimo, fraudulento y a sangre y fuego, solo genera crisis, e inestabilidad política y social, y no se descarta que violencia también.

Las jugadas se les cae cómo castillo de naipes a los golpistas, quisieron usar el diálogo para dilatar y dilatar hasta llegar a la elecciones, jugada que fue vista por todo el mundo, y ahora los golpistas se andan quejando porque saben que les adivinaron el jueguito y la desfachatez con que ven la crisis, y sin importarles cuánta sangre están derramando en Honduras por su terquedad, y por sus niveles de criminalidad, instalando una dictadura no solamente militar, si no que también fascista, por cierto más adelante hablaremos de las características del fascismo, las cuáles las tiene este régimen de facto, y entre las características está las elecciones fraudulentas.

Elecciones ilegítimas, porque no iría a votar amplios sectores de la población que están en contra del golpe, se retirarían partidos políticos, candidaturas independientes, e incluso vemos que el Partido Liberal llegaría más que despedazado, convirtiendo una hipotética participación liberal en elecciones de esta índole con total ilegitimidad y debilidad, ya que Elvin Santos según hemos sabido, literalmente está quedando solo, porque ni las bases del partido lo respaldan por golpista.

Miren lo que dice Carlos H. Reyes
Los observadores contratados por el TSE no son garantía para la seguridad y transparencia del proceso electoral, porque son las mismas organizaciones que han justificado el Golpe de Estado y las acciones represivas contra el pueblo hondureño en resistencia. No confiamos en el COHEP, el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, el Consejo Nacional Anticorrupción, la Unión Cívica Democrática (“los blancos”), Vida Abundante y las Cámaras de Comercio e Industrias.

También genera inseguridad en el proceso comprobar que las instituciones que actuarán como observadores también operarán como “Custodios Electorales”, con lo que se cierra el círculo que revela el secuestro de las elecciones por esos grupos antidemocráticos y notoriamente conocidos como “golpistas”.

Finalmente, se subraya la incompatibilidad que genera la participación de la iglesia protestante en el proceso electoral con el principio de laicidad del Estado, sobre el que se construye la República laica y nuestra Constitución recoge ampliamente.


¿Qué credibilidad puede tener un proceso así?, los golpistas tendrían todas las facilidades para montar un monumental fraude electoral, y asi darle continuidad a su dictadura más allá del 27 de enero, pero eso no lo vamos a permitir los hondureños, ni la comunidad internacional, esta realidad hace más que urgente la restitución del Presidente Zelaya, otra solución no hay.

Habrían renuncias masivas de candidatos, los “garantes” serían los actores del golpe de Estado, junto a los militares golpistas, auspiciados por medios golpistas, literalmente un secuestro a la democracia, y un proceso ilegal, en esas condiciones el fraude es más que evidente y sencillo de realizar.

A sangre y fuego

Quieren hacer elecciones en estado de sitio, en ambiente de represión, en un régimen que mata gente, en una sociedad militarizada, en dónde torturan al Presidente que eligió el pueblo, hasta amenazan con cárcel al candidato que renuncie a su participación, a pesar de que la renuncia es un derecho, y que no pueden obligar a nadie a participar si no quiere hacerlo, por X ó Y razón, además un proceso electoral en dónde hay censura a los medios de comunicación.

Para que vea el mundo entero, ya el magistrado presidente del ilegal TSE, amenazó con cárcel, ó sea quieren un proceso en dónde hasta los candidatos participen con pistola en la cabeza., otro elemento que reviste de aún mayor ilegitimidad al proceso.

La represión con esa amenaza llega al proceso electoral golpista, propio de dictaduras, y que reivindica la urgencia de expulsar del poder a los golpistas, porque esta gente quiere eternizar estas condiciones tan lamentables en que vivimos los hondureños.

Definitivamente los golpistas no tienen salida, y no pueden usar el proceso electoral para lo que quieren, no tienen de otra que entregar el Poder, no tienen opción alguna a legitimarse, ni en ejecutar el fraude montado, nadie creería esos resultados, y se vendría hasta incluso una guerra civil, porque esta gente hasta eso quieren llevar a Honduras, la crisis llegaría a niveles insospechados, en lugar de solucionar su golpe.

Llamamos a la comunidad internacional a presionar hasta el máximo nivel a los golpistas, y no permitir que lleguen las elecciones sin restitución del orden constitucional.

0 Comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comenta lo que gustes, critica, aconseja o dinos cualquier cosa que desees, pero no olvides evitar ofender verbalmente... gracias.

techieblogger.com Techie Blogger Techie Blogger