Por Armando García
Escritor y catedrático

No hay otras elecciones más democráticas y del más puro estilo Honduras que las militarizadas, montadas a contrapelo de negociaciones gringas y otros ardides grindios de los ilustres (sin lustre) miembros de nuestra dictadura de la "sucesión constitucional".

No hay duda: será la más votada contienda en la historia de Corruptonia -ejemplo para la humanidad- por las botas que botarán en la votación. Con tal sufragio apuntalaremos a los presidenciables dedocráticos y sus lamecaites escogidos por el cacicazgo de los partidos tradicionales, montados en el circo eleccionario, según el libreto que repite, cual loro en estaca, el usurpador: "que los candidatos nada tienen que ver" con el golpe, perdón, con la "sucesión", aunque, por encima y por bajeras, están hasta el gorro en la asonada beato-cachureca-líbero-militar de la Mara 28, o sea: golpistas de tomo y lomo por acción, omisión y financiación.

Hemos de ser discretos en el levantamiento de perfiles; en el hinchamiento de bondades donde no hay; en el maquillaje vendible y en el truqueo de encuestas favorecedoras. Démosles, a como dé lugar, cursos acelerados de oratoria; contratemos alabarderos y amanuenses que le solivianten la demagogia al discurso machacón y pulan lo cansino de la bayunca e insoportable verborrea.

Es menester crear la tabla de salvación, cuidar la espalda (de demandas y males futuros) y garantizar la legalización de la asonada que se acometió con sacrificio civil, intolerancia militar y sacrilegio religiosero en aquel funesto junio.

Por ello, en la inteligencia cuartelera del madrugón, hemos fabricado, sin discreción pero con alta tecnología punta, fotoshop y contaminación sónica, las concentraciones pueblerinas-video-preparadas, multiplicadas virtualmente... Y masivamente custodiar, con el prodigio bala en boca y el gatillo alegre del honor, la lealtad y el sacrificio de la gloriosa armada fuerza de tarea de la oligarquía y sus melindres, el carnaval de "la fiesta cívica" de las elecciones estilo Honduras.

Úrgenos dejar, a matacaballo (así es el asunto, caballeros, si estamos decididos a vivir en democracia), libres las aulas de revoltosos maestros, para que no echen de ver con su ubicuo ojo de pato (y nos agüen la fiesta) la ñurda del golpecito eleccionario que tenemos virtualmente montado.


Fuente: http://arlequinhn.blogspot.com/2009/10/fiesta-civica.html

POR DICK EMANUELSSON
Tercera Información

En una entrevista exclusiva (36 min.) desde Washington D.C. el motor del pueblo Garifuna en Honduras, Luther Harry Castillo, habla sobre el fuerte respaldo que ha recibido del pueblo estadounidense para fortalecer la Resistencia Contra el Golpe de Estado.

La condena es total de amplios sectores en Estados Unidos contra los golpistas, cuenta Luther Castillo que preside una delegación que durante varias semanas han recurrido las partes más importantes del territorio estadounidense.

­ Hemos realizado diferentes acciones con las ganas de llevar la verdad lo que sucede con el Pueblo Hondureño y la lucha del Frente de Resistencia Contra el Golpe de Estado.

Uno de las primeras decisiones por parte del régimen de facto fue convertir el hermoso hospital garifunas inaugurado en diciembre de 2007 a un simple centro de salud, pero, jura Luther, los compañeros garifunas resisten el la aldea de Ciriboya (municipio de Iriona, Colón). Hace pocos días también fue allanado el hospital, construido por los mismos pobladores en la región, por DNIC que entró con uniformados que llegaron en tres camionetas a las 5.30 de la mañana.

­ Varios congresistas, el vice gobernador de California y el congreso de AFL-CIO, central obrera con 14 millones de afiliados, nos han dado un fuerte respaldo y rechazan todos el golpe de estado.

En el caso de John Garamendi, número 2 después de Schwazzernegger, el vice gobernador estuvo en la inauguración del primer hospital garifuna en Honduras y en rueda de prensa en California, el mandatario exige al régimen de facto que se respete la integridad del pueblo garifunas y el pueblo hondureño pero también la hermosa obra que es el hospital que sigue funcionando con grandes esfuerzos.

En la extensa entrevista de 36 minutos, que primero publicamos en un enlace de audio (mp3), el Doctor Luther Castillo habla de como la mafia cubana-americana de Miami da su respaldo a los golpistas en Tegucigalpa, conectado en una red continental que aglutina sectores golpistas de Venezuela y Colombia.

Escucha (mp3) la entrevista en el siguiente enlace:

http://www.box.net/shared/k9v1lmqot3


Fuente: http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article10508

Por Amy Goodman
Tercera Información

Manuel Zelaya, el presidente democráticamente electo de Honduras, está de regreso en su país tras haber sido derrocado por un golpe militar el 28 de junio. Zelaya apareció allí de forma inesperada el lunes por la mañana, anunciando su presencia en la capital, Tegucigalpa, desde la Embajada de Brasil, donde se refugió. Los hondureños comenzaron de inmediato a dirigirse a la embajada a mostrar su apoyo. La valiente acción de Zelaya se produce en una semana muy importante, en la que los líderes mundiales se encuentran en Nueva York para participar de la Asamblea General de las Naciones Unidas, a la que le seguirá la reunión de presidentes y ministros de economía del G-20 en Pittsburgh. El gobierno de Obama podría verse obligado, finalmente, a sumarse a la opinión mundial de oponerse decisivamente al golpe.

Aún no queda claro cómo ingresó Zelaya a Honduras. Le dijo a la prensa el lunes: “Tuve que recorrer durante quince horas, unas veces caminando, otras veces marchando, en diferentes lugares, a medianoche, porque yo quería celebrar el cumpleaños de la patria con el pueblo hondureño." Una fuente de la Embajada de Brasil dijo que es probable que se haya ocultado en el baúl de un auto, atravesando hasta 20 puestos de control en forma exitosa.

Cerca de la madrugada del martes, los seguidores que desobedecieron el toque de queda impuesto por el gobierno y que se encontraban frente a la Embajada de Brasil fueron dispersados en forma violenta con gases lacrimógenos y cañones lanza agua. Se cortaron los servicios de electricidad, las líneas telefónicas y el agua de la embajada, y las fuerzas armadas hondureñas pusieron un camión con altoparlantes allí, con el himno nacional hondureño a todo volumen. El lunes, la Organización de Estados Americanos (OEA) reiteró su reclamo por “la firma inmediata del Acuerdo de San José”, el acuerdo negociado por el Presidente de Costa Rica Oscar Arias, que reclama el regreso de Zelaya como presidente, con miembros del régimen golpista dentro del gobierno y amnistía para todos los que participaron en el golpe. Zelaya estuvo de acuerdo con los términos propuestos, pero el presidente del régimen golpista, Roberto Micheletti, los rechazó.

Luego del golpe del 28 de junio, la OEA suspendió de inmediato a Honduras del sistema de derechos de la OEA y solicitó la restitución inmediata de Zelaya. El 30 de junio, la Asamblea General de la ONU emitió un pedido unánime para “el reestablecimiento inmediato e incondicional de Zelaya en el poder”.

De modo similar, la Unión de Naciones Sudamericanas, UNASUR, en su cumbre en Quito, Ecuador, denunció formalmente el golpe. La Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA viajó a Honduras a fines de agosto e informó que las manifestaciones a favor de Zelaya “fueron interrumpidas por las fuerzas de seguridad pública, tanto la policía como las fuerzas armadas, provocando muertes, casos de tortura y maltrato, cientos de heridos y miles de detenciones arbitrarias”.

El 29 de junio, el Presidente Barack Obama dijo claramente: “El Presidente Zelaya fue electo democráticamente. Aún no había cumplido su mandato. Creemos que el golpe no fue legal y que el Presidente Zelaya continúa siendo el presidente de Honduras, el presidente electo democráticamente allí”. Pero las subsiguientes acciones -o la inacción- de Obama y de la Secretaria de Estado Hillary Clinton enviaron señales confusas. Mientras Obama utilizó en un principio la palabra golpe, los pronunciamientos oficiales sobre el tema evitaron el término, que, de ser utilizado, provocaría la suspensión obligatoria de la ayuda extranjera. En cambio, el gobierno de Obama desplegó una estrategia de castigo selectivo al régimen golpista, rescindiendo las visas a Micheletti y a otras figuras clave del golpe, y deteniendo el envío de la suma relativamente simbólica de 30 millones de dólares en ayuda.

La Secretaria de Estado, Clinton, dijo el lunes en una reunión con el presidente de Costa Rica, Oscar Arias: “Es imperativo que comience el diálogo, que haya un canal de comunicación entre el Presidente Zelaya y el régimen de facto en Honduras. Y también es imperativo que el regreso del Presidente Zelaya no provoque ningún conflicto ni violencia, sino que todos actúen en forma pacífica para tratar de hallar los puntos en común”. Las Naciones Unidas probablemente tomen medidas esta semana en apoyo a Zelaya. Zelaya dijo el martes desde la Embajada de Brasil en Tegucigalpa acerca de lo que espera ahora de Estados Unidos: “Que hagan respetar la Carta Democrática de la OEA. Que se convoque de manera urgente al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas y que se preparen para actuar con todas las actividades comerciales y económicas para hacer que esta dictadura entienda el mensaje”.

Está previsto que el Presidente Obama presida una sesión del Consejo de Seguridad de la ONU, siendo esta la primera vez que un Presidente de Estados Unidos preside la sesión. Costa Rica actualmente tiene un lugar en el Consejo de Seguridad, y podría, en teoría, plantear el tema de Honduras. Luego en Pittsburgh, donde se reúne el G-20 para evaluar y actuar sobre la crisis financiera mundial, el apoyo de Brasil a Zelaya podría ser un factor clave. Brasil, uno de los miembros del G-20, es por lejos la mayor economía de América del Sur y es un aliado y socio comercial clave de Estados Unidos. Con los gases lacrimógenos flotando en la Embajada de Brasil en Tegucigalpa y un posible ataque armado contra la embajada por parte del régimen golpista para arrestar a Zelaya, esta semana Obama y Clinton finalmente podrían verse obligados a ayudar al pueblo hondureño a revertir el golpe.


Fuente: http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article10231

Gonzalo Sánchez
Tercera Información

Los 128 diputados que conforman el máximo órgano legislativo de Honduras, el Congreso Nacional, están en recesión hasta después de las, a día de hoy, fraudulentas elecciones del 29 de noviembre que está preparando la dictadura.

Para que el congreso se pronuncie sobre el acuerdo pactado por las dos comisiones, que incluye la restitución de Zelaya, hace falta una sesión extraordinaria que debe ser convocada por el ilegítimo presidente del congreso, Alfredo Saavedra.

La comisión de Zelaya ha difundido que en las próximas horas van a reunirse con Saavedra y la comisión de los golpistas para exigirle al presidente de la institución gubernamental que convoque en 24 horas la sesión extraordinaria del congreso para que se pronuncie sobre la restitución.

Mientras tanto, la comisión golpista justificó este retraso mediante Arturo Corrales, que advirtió que el acuerdo pactado no establece fechas para que el congreso decida y declaró que "nadie puede ponerle plazo a los poderes del Estado, sólo el mismo Congreso se puede poner plazos y, además, no sólo es al Congreso, porque, si decimos que es en consulta con los demás poderes del Estado, esos tiempos les corresponderá a ellos decidirlo".

Mientras tanto el Frente Nacional de Resistencia contra el Golpe de Estado se mantiene por decenas de miles frente al congreso por la restitución de Zelaya y el líder de la resistencia, Juan Barahona dijo saber que el líder derechista, Pepe Lobo, puso a sus diputados a votar por la restitución de "Mel".
El líder revolucionario también se dirigió entre aplausos a la multitudinaria concentración frente al congreso para recalcar los siguientes pasos a seguir, "vamos a sacar a Mel de la embajada de Brasil y lo llevamos a la Casa Presidencial, después fijamos la mira en las elecciones y si unificamos el voto, también los vamos a cachimbear, debemos estar unidos para no votar por los políticos golpistas; pues sobre sus espaldas están los muertos, los heridos, los golpeados y los desaparecidos, y nuestro deber es derrotarlos en toda la línea, luego vamos por la Constituyente, aquí nadie cuelga los tacos ni se duerme en una hamaca, seguimos en la lucha por la Constituyente"

Fuente: http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article10903

Francisco Romero
Rebelión

Ahora que la batalla por la restitución se ha ganado, la lucha sigue y mucho más dedicada, pues es necesario definir asuntos fundamentales para continuar en la vía para la construcción de un nuevo país. Antes de hablar de las prioridades, debemos tener en cuenta detalles que han ido saliendo en esta lucha y que suponen peligros para los planes del Frente Nacional de Resistencia. Por ejemplo, se ha hablado de la contratación de paramilitares colombianos para “cuidar” las fincas y propiedades de los poderosos. Por supuesto, nadie se ha creído esa farsa. Todos sabemos a que han venido. La historia de Colombia nos da lecciones al respecto. Especialmente debemos tener en cuenta la historia de la Unión Patriótica, partido de izquierda creado como alternativa a la lucha armada por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia y que fue casi exterminado como bien lo expresa Wikipedia:

“…Dos candidatos presidenciales, 8 congresistas, 13 diputados, 70 concejales, 11 alcaldes y miles de sus militantes fueron asesinados por grupos paramilitares, elementos de las fuerzas de seguridad del Estado colombiano y narcotraficantes. Algunos de los sobrevivientes al exterminio abandonaron el país.[1”

Este es un llamado de atención para no olvidar ni perder de vista que en esta lucha está en juego demasiado. Hablamos de miles de millones en intereses económicos usufructuados siempre por una clase política retrógrada y criminal que no quiere nada más que seguir tratando al país y a su gente como una hacienda privada, donde el ganado representa un beneficio económico mayor que la vida de los peones, quienes pueden ser ultrajados, vilipendiados, torturados y asesinados a discreción. Esta clase política ya ha demostrado que no tiene ningún límite a la hora de hacer valer sus intereses y que no le importa nada, ni siquiera la vida de personas inocentes para imponer sus mandatos. No son pocas las historias que en nuestro país atestiguan esto.

Dado este panorama y ya que se avecina la restitución del presidente Mel, que de ninguna forma significa el final de la lucha, el Frente Nacional de Resistencia debe asegurarse de resguardar la seguridad física de su dirigencia, de sus cuadros intermedios -que están siendo objeto de vigilancia y persecución- y de sus candidatos, que en el caso de un acuerdo político, le representarán. Estos que en una elección limpia tendrán excelentes posibilidades de romper el bipartidismo, responsable del atraso y la ignominia en que ha vivido nuestro pueblo por siglos. La seguridad de quienes dirigen el Frente a todos los niveles se convierte en condición previa para cualquier planteamiento de futuro. Debemos tener presente que hoy, más que nunca, los escuadrones de la muerte están vigentes. Ahora con respaldo de recursos financieros, tecnológicos, mediáticos y políticos que en los ochenta jamás soñaron.

En Honduras se juega la historia de America Latina, y por eso han acudido a esta tierra, en apoyo a los golpistas, desde los mediocres modernos filibusteros gusanos de la putrefacta urbe del sur de Florida, hasta traficantes de armas y “asesores” del Mossad. Es la vuelta de mirada al “patio trasero”. Son los yankees preocupados, dando tumbos por el orbe y ahora centrando su atención en la zona olvidada de Centroamérica. Ya que les está costando demasiado lidiar con los problemas lejanos en que se han metido, tal vez aquí pueden ganar una. Se olvidan de que también aquí han recibido lecciones que jamás deberían haber olvidado. Centroamérica ha aprendido que la dignidad no tiene precio. Honduras, ya no es la excepción. El Frente Nacional de Resistencia esta aquí para recordárselo.

En este contexto, algunas de las prioridades para el frente pueden ser las siguientes:

Prioridad Uno

Un acuerdo político patriótico entre todas las fuerzas políticas y sociales aglutinadas en el Frente Nacional de Resistencia. Principalmente se requiere que la resistencia decida el voto para presidente por Carlos H. Reyes. César Ham debe ceder su candidatura, aunque formalmente se mantenga en la papeleta, ya que si no lo hace, la UD como partido será sancionada con la desaparición. Este acuerdo debe incluir la decisión de votar por los candidatos de la UD y de las fuerzas progresistas a diputados y alcaldes. Hay que identificar a los candidatos y divulgar hacia quién deben ir los votos de forma muy clara en cada municipio y departamento del país. Ya es tiempo de dejar atrás los ánimos de figurar y las ambiciones personales para dar paso a un planteamiento consensuado en el marco del Frente Nacional de Resistencia, que ha dado suficientes argumentos para establecer la unidad que tanto necesita el pueblo hondureño. Este pueblo que ha dado lecciones impresionantes de dignidad y de lucha se merece un planteamiento unitario sin precedentes en nuestra historia. Sólo así, se tendrán opciones reales de romper el bipartidismo.

Prioridad Dos

Desmontar el Fraude, que ha sido concebido y estructurado por las fuerzas oscuras de los grupos fácticos, como continuación de la estrategia que se inició con el golpe de Estado. Las elecciones solo son una opción más en la estrategia de dominación echada a andar el 28 de junio pasado. Este fraude, como documentó muy bien Ricardo Salgado en el portal Rebelión, implica la alteración del padrón electoral con 1,5 millones de votantes ficticios, pero con la capacidad de voltear cualquier resultado real que sea contrario a sus designios. Esto, asimismo tiene un interés económico. Significa al menos 60 millones de lempiras (mas de 3 millones de dólares) como botín electoral para quienes sean declarados ganadores por el Tribunal Supremo Electoral, manejado ¿adivinen por quien?, por los mismos que dieron el golpe. Ya hay denuncias de que después de la fecha establecida por el mismo tribunal, se han inscrito diez mil votantes más y se han hecho diez mil cambios de domicilio bajo el mismo proceso ilegal. Esto presagia sólo una cosa: un mega fraude montado por los golpistas. Los partidos disidentes y el candidato independiente no pueden ni soñar con tener representantes ante quienes deben dar el veredicto del proceso. ¿De que manera puede pensarse que este proceso será equitativo? ¿Es ésta otra piedra más en el camino del Frente para construir la democracia real? La premisa de cualquier elección que se pueda considerar libre es la igualdad de condiciones en la que los diferentes candidatos participan. Por supuesto, dadas las circunstancias actuales en Honduras y pese a la restitución de Mel, éste no es definitivamente el caso.

Prioridad Tres

En el caso dado que el Frente Nacional de Resistencia decida que se debe participar en el proceso electoral, la siguiente prioridad seria la formación de 26.000 miembros de mesa, que deberán escogerse con criterios de capacidad, compromiso y carácter, ya que en ellos va a recaer una gran responsabilidad para evitar que en las mesas se de el fraude y es el espacio donde se deberá pelear voto a voto, para que no se elimine así la voluntad popular expresada en las urnas. Considerando el tiempo que falta para las elecciones, es una tarea más que colosal. Supone un esfuerzo político, logístico y operativo que difícilmente el Frente podrá superar. Los golpistas sabían muy bien lo que hacían al darle largas a la restitución del presidente, seguros de que cada día que pasara era un golpe a las posibilidades reales de la resistencia para competir en igualdad de condiciones y menos posibilidades de ganar.

Como explicamos arriba, el fraude no sólo se hace en las urnas, donde ha sido tradición, ahora, están a mano las tecnologías de la información. Por lo tanto, es en la configuración del padrón, de las listas, de la distribución de las mesas, donde se inicia la farsa. Además, este proceso tiene otro amarre: ya se contrató a dos empresas de telefonía celular para transmitir los resultados de forma “inmediata” y muy rápido dar a conocer al ganador. Esto tendrá un efecto conocido en la “opinión pública”. Acuérdense de cuando el anterior presidente de Estados Unidos fue declarado ganador por una conocida cadena de televisión y el efecto que esto tuvo en el resultado final. ¿Adivinan cuáles son esas empresas? Por supuesto son Tigo y Claro, dos empresas ligadas fuertemente a los mismos grupos que promovieron el golpe.

Prioridad Cuatro

El fortalecimiento de los Medios Alternativos se convierte en una prioridad ineludible. Ya que ha quedado suficientemente demostrado que los medios que apoyan al Frente Nacional de Resistencia son sumamente importantes para la difusión, la convocatoria, las alertas, la animación, la incidencia, la solidaridad, y un largo etcétera, se requiere una estrategia que defina una posición clara del Frente hacia los medios alternativos y vías alternas en caso que se den nuevamente los cierres que afectaron fuertemente a éstos. La lección debería darse bajo esta pregunta: ¿qué tanto esta preparado el Frente para tener opciones, cuando ya hay un decreto establecido mediante el cual, en cualquier momento de la campaña, los medios que le apoyan pueden ser cerrados nuevamente por tiempo indefinido? Seguramente será necesario tener opciones en Internet y en el dial sin estar sujetos a los caprichos de los golpistas que han demostrado más de una vez que les importa un pepino jugar sucio, lo que al Frente le exigen en demasía. Los medios son motor y clave del éxito en cualquier iniciativa. La que enfrentamos hoy día no es la excepción.

Prioridad Cinco

El Frente Nacional de Resistencia debe definir una estrategia para responder al fraude. Qué hacer cuando los reportes de las mesas, cuando la manipulación de las actas, cuando los informes de las compañías de telefonía celular y los medios golpistas den por sentado el ganador que ya todos sabemos y que los “observadores” imparciales ratifiquen con una melodramática comparecencia. Hay que estar preparados para una larga lucha. Si la restitución costó cuatro meses de sacrificios, sangre de nuestros mártires, cárcel, torturas y exilio, la construcción de una nueva sociedad costará mucho más. Debemos prepararnos para esto. Las experiencias de nuestros hermanos de la región son valiosas. Debemos hacer acopio de ellas. La solidaridad es una pieza clave para derrotar la reacción. Ésta debe responder a una estrategia.

Finalmente y para volver a la historia que es un saco de enseñanzas, no debemos dejar que ésta nos sorprenda. Recuerdo aquel febrero de 1990 en Nicaragua, cuando el Frente Sandinista fue atrapado y sorprendido en su propia trampa. Del otro lado, el desconcierto quizás fue mayor. No podían creer que habían ganado contra todas las apuestas. Siempre hay factores que evaden los concienzudos análisis y las estadísticas de los politólogos. La realidad supera con creces las teorías que intentan racionalizarla. Doña Violeta tuvo que improvisar un plan y un equipo de gobierno. Por ridículo que pueda parecer, contra todo pronóstico, contra el mega fraude, el Frente Nacional de Resistencia tiene hoy, mas que nunca, opciones reales, no solo de ganar las elecciones, sino de sepultar el bipartidismo y acabar con siglos de atraso, de abuso y de apartheid al que han sido sometidos los pobres de Honduras. Por eso y por respeto a quienes hoy cifran la esperanza en el Frente para construir un nuevo país, con justicia, con equidad, sin discriminación, con dignidad, con respeto, con opciones para vivir en paz y dignamente sin tener que emigrar, el Frente debe pensar seriamente en definir un plan y un equipo de gobierno. Seguramente habrá quienes se reirán de esto, pero la historia se ha encargado de cerrar la boca a más de un incrédulo.

Este es el tiempo que no puede ser mañana y como dice la canción de Pablo: “…La historia lleva a su carro y a muchos los montará, por encima pasará, de aquel que quiera negarlo.” Por esto y por mucho más, podemos decir que ha llegado el momento de sumarnos con alegría, con todas nuestras energias para decir basta ya. Acabemos con el oprobio y la ignominia. Nuestro tiempo ha llegado. Adelante compañeros y compañeras, el futuro nos pertenece.

Frente Nacional de Resistencia contra el Golpe de Estado
Marea Socialista

Comunicado No. 32

El Frente Nacional de Resistencia contra el Golpe de Estado, ante la inminente firma del acuerdo negociado entre la comisión representante del presidente legítimo Manuel Zelaya Rosales y los representantes del régimen de facto, comunica a la población hondureña y la comunidad internacional:

1. Celebramos como una victoria popular sobre los intereses mezquinos de la oligarquía golpista, la próxima restitución del presidente Manuel Zelaya Rosales. Esta victoria se ha obtenido con más de 4 meses de lucha y sacrificio del pueblo, que a pesar de la salvaje represión desatada por los cuerpos represivos del Estado en manos de la clase dominante, ha sabido resistir y crecer en conciencia y organización hasta convertirse en una fuerza social incontenible.

2. La firma por parte de la dictadura del documento donde se establece “retrotraer la titularidad del Poder Ejecutivo a su estado previo al 28 de junio”, representa la aceptación explícita de que en Honduras hubo un golpe de Estado que debe ser desmontado para volver al orden institucional y garantizar un marco democrático en el que el pueblo pueda hacer valer su derecho de transformar la sociedad.

3. Exigimos que a los acuerdos que se firmen en la mesa de negociación se les de trámite expedito en el Congreso Nacional. En ese sentido, alertamos a todos nuestros compañeros y compañeras a nivel nacional para que se sumen a las acciones de presión para que se cumpla inmediatamente lo consignado en el documento final que se elabore en la mesa de negociación.

4. Reiteramos que la Asamblea Nacional Constituyente es una aspiración irrenunciable del pueblo hondureño y un derecho innegociable por el cual seguiremos luchando en las calles, hasta lograr la refundación de la sociedad para convertirla en justa, igualitaria y verdaderamente democrática.

“A 125 DÍAS DE LUCHA AQUÍ NADIE SE RINDE”
Tegucigalpa, M.D.C. 30 de octubre de 2009

--

Fuente: http://mareasocialista.com/internacional-455.html

Mario Ardón Mejía
Rebelión

Los esfuerzos, sacrificios y pérdidas de vidas humanas sufridas por el pueblo hondureño que ha tenido que enfrentarse a estos golpistas, que no pudieron llegar a conformar una personalidad coherente con la posmodernidad y que con sus actitudes retrógradas lograron superar los efectos nefastos del Huracán Mitch, que abatió sin misericordia a nuestro país y la región centroamericana. El júbilo no debe impedirnos hacer un balance de las lecciones aprendidas en estos cuatro meses de tensión y sufrimiento inmerecidos del pueblo hondureño. Es necesario dejar bien claro y con el fin de que estas situaciones no se vuelvan repetir, el papel jugado por algunos actores que han salido peor parados en este conflicto, como son:

1. El ejército y la policía nacionales, que una vez más han demostrado la invalidez de sus roles a favor de la patria, al haber quedado explícita la crueldad y saña con las que nos reprimieron, con excesiva creatividad y violencia, a pesar de que como pueblo actuamos desde una propuesta persistente de no violencia. Hay que aclarar que esta situación los deslegitima para que sigan actuando como los únicos garantes de un proceso electoral, por lo que será necesario identificar a los actores idóneos para observar, supervisar y auditar su rol. Sin perjuicio de generar los mecanismos preventivos para evitar una nueva traición al pueblo hondureño por parte de estos dos entes que han disfrutado con el dolor del pueblo. Hay que señalar la vergüenza que nos produjo ver como la policía y el ejército incluso se adelantaron al cumplimiento de órdenes que iban a emanar o actuaron a pesar de los vacíos de “mandatos legales”, como en el caso del asalto a los medios de comunicación. Hay que reconocer que será necesario el seguimiento legal de los delitos cometidos ante los tribunales nacionales e internacionales.

2. Los medios de comunicación y periodistas oportunistas constituyen el segundo grupo de perdedores, que de hecho se constituyeron en el complemento más eficaz de la represión de la dictadura militar que se instauró durante cuatro meses sometidos al silencio. Con estas actitudes ha quedado demostrada su poca relevancia y fiabilidad dentro de un proceso de reconstrucción y reconformación de una nueva nación desde una perspectiva de participación inclusiva. Por lo cual, la reformulación de una estrategia comunicativa nacional con mayor equidad, es un imperativo al que el pueblo no debe renunciar.

3. Los empresarios golpistas, sólo a los golpistas que se empecinaron en seguir aprovechándose de los recursos y oportunidades de la nación, en detrimento de las aspiraciones legítimas del pueblo hondureño. Por lo que debemos seguir alerta frente a la toma de decisiones que nos competen a todos por igual y no únicamente a unos pocos. Hacia el futuro, será necesario revisar monopolios como los de la producción y cobro de la energía eléctrica y otras múltiples prebendas que se han venido repartiendo y condonando en tajadas mayores de forma inconsulta con el pueblo hondureño.

4. La alta jerarquía de la iglesia católica animada por el Opus Dei y una rama de las iglesias evangélicas que han manifestado una gran falta de respeto a la vida y su complacencia manifiesta frente a la violación de los derechos humanos del pueblo hondureño. Pero hay que resaltar el papel valiente y persistente de acompañamiento de muchos pastores, religiosas, sacerdotes y obispos que siempre han estado y estarán con nuestro pueblo.

Los impactos positivos que el pueblo hondureño ha logrado son mucho mayores, como el respeto y solidaridad sentido y ganado en nuestras luchas, luchas en que siempre nos sentimos seguros del persistente apoyo de la comunidad y de organizaciones internacionales y el empeño y contundencia del gobierno del Presidente Barack Obama, OEA, ONU y UE. Apoyo solidario del cual el pueblo hondureño, se siente y sentirá agradecido y comprometido en el aprovechamiento positivo de esta experiencia, cuyos logros esperamos compartir con nuestros hermanos de forma solidaria y fraterna.

Este golpe, al igual que la guerra del 69, el huracán Fifí, el huracán Mitch y la huelga de los fiscales, nos proporcionaron momentos oportunos que en su momento, no supimos aprovechar positivamente. Pero ahora con la prolongada y persistente crisis y represión generada por el golpe, se constituyó en parte del éxito, pues permitió la maduración, organización y articulación del pueblo hondureño a nivel urbano y rural, como se pudo apreciar en la contundente manifestación de la pluralidad del pueblo hondureño en las diferentes marchas y en la que tuvo lugar durante el último 15 de septiembre en la que a nivel nacional sobrepasó en mas de un millón y medio de participantes con conciencia, mayor fraternidad y lejos del consumismo que ha permitido la erosión de los presupuestos familiares en vanos atuendos jolgorios falsos.

De ahora en adelante y hacia el futuro, el pueblo hondureño debe comenzar a actuar en consecuencia y pertinencia, no debemos dar un paso atrás en la continuidad de los procesos organizativos y de articulación territorial, que revise y evite la consolidación de liderazgos y organizaciones excluyentes y avanzar en una estrategia de revalorización cultural, comunicativa y de educación nacional, que nos lleve por fin a conformar un perfil de nacionalidad, desde una perspectiva pertinente que nos permita dar pasos firmes hacia la refundación de la nación, tal como nos exigía insistentemente Don Ramón Oquelí Garay.

Confiamos en que los miembros del Congreso Nacional no desperdicien esta oportunidad para revertir los males causados al pueblo hondureño. Y recordarles que antes de propiciar el golpe, no habrían resistido un plebiscito de aprobación de su gestión por parte del pueblo. Esperamos y confiamos que no se vuelvan a jugar el repudio al insistir en tomar acciones que traicionen nuevamente al pueblo hondureño, ahora y frente al futuro. Debemos estar vigilantes y listos para incrementar nuestro niveles de participación en la complejidad de asuntos a nivel de nuestras comunidades, municipios, departamentos, regiones y del país, sin perder de vista nunca que formamos parte de una región geográfica, de un continente y de un mundo compartido y al que cada ciudadano debe asumir con responsabilidad como una tierra patria y una tierra patria común.

Carlos Noriega
Diario La Primera

Hace unos días, el ministerio de Justicia solicitó la disolución de Aidesep. Alberto Pizango, presidente de esa institución, en diálogo telefónico con LA PRIMERA desde Nicaragua, advirtió que esta medida precipitaría el fin del diálogo entre el gobierno y las comunidades indígenas y una reanudación de las protestas. También habló de su candidatura presidencial y otros temas.

-¿Qué consecuencias puede traer la solicitud del Ministerio de Justicia para disolver Aidesep en el diálogo entre las comunidades indígenas y el gobierno?

-El gobierno está demostrando que es contrario los pueblos indígenas, que solamente reclaman su derecho a vivir dignamente. No es posible que el gobierno trate de callar a los pueblos indígenas disolviendo Aidesep. Los pueblos están muy indignados con esta situación. Si el gobierno tuviera voluntad real de solucionar los problemas, no estaría persiguiendo a los dirigentes, ni intentando disolver una organización fundada en 1980 que es la expresión legítima del movimiento indígena amazónico y merece un respeto grande.

-¿El diálogo quedará suspendido por esta razón?

-La decisión de cortar el diálogo está en este momento en evaluación (N. de R.: La entrevista fue hecha antes de que Aidesep diera un plazo para que el Ministerio de Justicia retire el pedido de disolución, y advirtiera que, de lo contrario, dejará el diálogo).

-¿En su opinión, las comunidades indígenas deben retirarse del diálogo como respuesta al intento del gobierno de disolver Aidesep?

-Yo creo que el diálogo debe cortarse, pero es el pueblo el que debe decidir. Nos sentimos engañados y defraudados por este gobierno. No ha habido respeto, ni la mínima intención de escuchar las demandas de los pueblos indígenas. Yo no creo que podemos seguir siendo engañados, con muy mala fe, por el gobierno. Por un lado, el gobierno invita al diálogo, pero, por otro nos ataca. Esto es un abuso más del gobierno. De esta forma no se puede dialogar.

-¿Esto llevará a la reanudación del paro amazónico?

-Yo no diría el paro amazónico; ahora la protesta es de nivel nacional, porque se trata de los derechos de todos los peruanos. Este intento de disolver Aidesep es una provocación del gobierno, frente a la cual los pueblos de todo el país, no sólo los amazónicos, vamos a salir en los próximos días a las calles a protestar, a defender nuestra vida, nuestra soberanía y nuestra dignidad. Será una protesta pacífica, porque queremos paz, no violencia. El Frente por la Vida y la Soberanía Nacional, que aglutina a las fuerzas populares y gremiales del país, movilizará esta protesta nacional.

-¿Cómo marcha su candidatura presidencial?

-Quiero ser muy claro en decir que yo simplemente soy la herramienta, el portavoz de los pueblos indígenas, y lo voy a seguir siendo. Si ellos me proponen para la candidatura presidencial, yo no puedo decir que no, porque ese sería un mandato que hay que respetar. Esta decisión dependerá no sólo de los pueblos amazónicos, sino de los pueblos originarios de todo el país. Sería una candidatura conjunta de los pueblos indígenas amazónicos y andinos.

-¿Qué posibilidades electorales le ve a una candidatura del movimiento indígena?

-Veo que hoy en día los pueblos están mucho más conscientes, y no solamente los pueblos indígenas, sino también los de la sociedad no indígena. Ya están cansados de gobiernos que los atropellan y que matan la vida. Analizando la propuesta de los pueblos indígenas, puedo decir que no se trata de una candidatura indigenista, sino de una candidatura de todos los peruanos. Los temas del buen vivir, de la armonía, de salvar el planeta, se están dando a nivel del mundo. En ese camino, los pueblos tienen la mejor opción.

-¿Cuáles serían las principales propuestas de una eventual candidatura suya?

-La lucha contra el calentamiento global y la defensa del planeta. Tenemos que ver cómo asegurar la vida de las futuras generaciones, a través de proyectos alternativos de desarrollo, manejando equilibradamente la Amazonía y todos los suelos.

-¿La suya sería una candidatura ecológica?

-Exactamente. El tema es ecológico. Eso es lo que están planteando los pueblos.

-¿Una reivindicación histórica de la población indígena sería un tema central de su candidatura?

-Más que una reivindicación histórica, sería una alternativa de vida, un plan para recuperar la dignidad de los peruanos.

-¿Cómo ven la posible candidatura de Marco Arana, que también tiene una plataforma en la que destaca la defensa de la ecología?

-Si esa propuesta encaja en lo que quieren los pueblos, me parece muy interesante…

-¿Arana es alguien con quien ustedes se podrían entender en una alianza?

-Hay que conversar y unir criterios para ver cuál es la mejor forma de seguir construyendo este espacio democrático para una vida digna, en el que los pueblos tengan la posibilidad de decidir. El objetivo es que los pueblos ganen.

-¿Y cómo ve la posibilidad de una alianza con Humala?

-Sobre ese posible acercamiento, en este momento no tengo una opinión que dar, ni a favor ni en contra.

-Un problema para su eventual candidatura es que usted está con orden de captura y asilado en Nicaragua…

-La justicia tarda pero llega, y en mi caso va a llegar. Estoy convencido que se va a llegar a la verdad de que todas las acusaciones que me hacen son falsas y que esto es una persecución política. Esto se va a tener que aclarar y van a tener que levantarme la orden de captura porque no hay ningún delito. Por eso, creo que muy pronto voy a regresar.

-¿Y si no le levantan la orden de captura, qué hará?

-No creo que no me levanten la orden de captura, porque no hay ningún argumento real para su existencia, pero si la justicia sigue siendo politizada y si no me levantan la orden de captura, voy a apelar ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos, y veré la forma de regresar al Perú.

-¿Está planeando regresar clandestinamente al país?

-Tengo la intención de volver y voy a volver al Perú. Voy a regresar al país, pero no clandestinamente. Si no me levantan la orden de captura, igual voy a regresar, bajo el riesgo de ser apresado.

-¿En cuánto tiempo se daría ese regreso?

-Eso es algo que tendré que coordinar con los pueblos indígenas, que son los que van a decidir.

-¿Qué opina de las declaraciones de Santiago Manuin, que lo ha criticado por haber pedido asilo en Nicaragua y exigió una renovación de la dirigencia de Aidesep debido a su ausencia del país?

-Santiago Manuin es un hermano indígena al que respeto mucho. Aidesep tiene sus organizaciones regionales y solamente estas organizaciones pueden pedir, a través de sus dirigentes, una asamblea extraordinaria. Quienes están contra los pueblos indígenas y su organización aprovechan la situación para hacer preguntas de mala fe, para que hablen mal de Aidesep, y muchas veces algunos hermanos son confundidos y llevados a decir que estamos en contradicciones o a increparnos quién es valiente y quién no. Estas cosas no deberían darse. Respeto la opinión del hermano Santiago Manuin, que creo más adelante va ir entendiendo la situación y la estructura de Aidesep, que tiene una gran fortaleza.

-¿Cómo ha afectado al movimiento indígena el descabezamiento de su dirigencia?

En un primer momento sintieron el vacío, pero inmediatamente se organizaron y comenzaron a trabajar con mucha fortaleza. Felizmente, los hermanos estaban preparados para afrontar este tema. Por eso es que no han podido dividir a la organización. Por el contrario, la organización está más fortalecida ahora.

La investigación por Bagua alcanza al presidente García

Mientras el gobierno lanzaba una nueva ofensiva contra Aidesep, la principal organización de las comunidades indígenas amazónicas, la Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH) presentaba en Lima su informe sobre los violentos sucesos de Bagua. Soraya Gutiérrez, abogada colombiana y vicepresidenta de la FIDH, comenta los principales puntos de este informe.

-¿Qué responsabilidades ha determinado el informe de la FIDH sobre los violentos sucesos de Bagua?

-El informe recoge la percepción de los funcionarios, las víctimas y dirigentes de las comunidades indígenas. Analiza las causas estructurales que llevaron a los hechos de Bagua, señala la necesidad que se determine quién ordenó el operativo policial en la Curva del Diablo y que se establezcan las responsabilidades por lo ocurrido. Hemos concluido que este operativo policial, que llevó a la pérdida de 33 vidas, estuvo mal planeado. El hecho que haya habido 84 heridos con armas de fuego, indica que la forma de represión de la movilización fue de extrema gravedad y que hubo disparos directos contra la población civil.

-¿Cuál es el nivel de responsabilidad que tienen el presidente García y los ex ministros Simon y Cabanillas en las muertes ocurridas en Bagua?

-Hay responsabilidad en el alto gobierno por esos hechos. Las responsabilidades no pueden quedar solamente en el comandante de la policía que estaba en el lugar. El Ministerio del Interior es el responsable del manejo del orden público y el presidente de la República es el comandante de las fuerzas militares y policiales y, por lo tanto, ahí también hay una responsabilidad. La investigación debe llegar a esos altos niveles.

-El operativo policial en la Curva del Diablo se produjo a pesar de que la población indígena ya había anunciado a las autoridades su retiro pacífico. ¿Qué han respondido sobre esto las autoridades peruanas con las que se han entrevistado en estos días?

-Las autoridades del gobierno con las que nos entrevistamos no han dado una respuesta a esa pregunta; han mantenido silencio.

-Ustedes denuncian torturas contra los detenidos. ¿Qué torturas han podido comprobar?

-Se ha comprobado que muchos detenidos fueron sometidos a tratos crueles e inhumanos. Existen testimonios que señalan que varios detenidos fueron golpeados, amenazados con inyectarles sangre de los policías muertos. Hay abogados que señalan que recibieron testimonios de detenidos de que fueron inyectados. También se violó el debido proceso.

-El informe recoge testimonios que hablan de decenas de muertos y desaparecidos. Sin embargo, hasta ahora no se ha identificado ningún desaparecido y la Defensoría del Pueblo asegura que no hay desaparecidos. ¿La FIDH no descarta la posibilidad de que existan desaparecidos?

-El informe dice que hay versiones contradictorias sobre la magnitud de los hechos. El informe de la Defensoría que señala que no existen desaparecidos, da cuenta de unas 180 comunidades de las más de 300 comunidades que participaron en la movilización. Eso preocupa. Todavía se requiere avanzar más en la investigación para determinar si hay o no desaparecidos. La posibilidad de la existencia de desaparecidos sigue siendo un tema abierto. Hay hipótesis que dicen que las comunidades regresaron a sus lugares y no presentaron denuncias por temor a la estigmatización y judicialización que se dio. Investigar esto es parte de la responsabilidad tanto de la Comisión del Congreso como de la Comisión formada por las mesas de diálogo para investigar estos hechos.

-¿Cómo observan la actuación del Poder Judicial en este caso?

-Nos preocupa que la investigación del Poder Judicial se haya enfocado en la actuación de las comunidades indígenas y exigimos que se investigue todo lo ocurrido para llegar a un esclarecimiento integral, que significa establecer también responsabilidades de parte del gobierno en los hechos. Si hubo actuaciones irregulares de la fuerza pública, eso también debe ser investigado por las autoridades.

-En el título del informe de la FIDH se señala: “Urge abrir un diálogo de buena fe”. ¿Cree que el gobierno está actuando de buena fe en su diálogo con las comunidades indígenas?

-Situaciones como la judicialización de los dirigentes de Aidesep o el pedido de disolver esta organización, ponen en riesgo el proceso de diálogo y muestran que en el fondo no habría buena fe ni voluntad real del gobierno para esclarecer los hechos ocurridos en Bagua y dar respuestas de fondo a las peticiones de las comunidades indígenas. Hay mensajes del gobierno que no contribuyen a crear un clima de buena fe. Hacemos un llamado para que el presidente García rectifique la estigmatización y las acusaciones que ha hecho contra las comunidades indígenas, que alimentan la discriminación.

-¿Qué les han respondido las autoridades del gobierno ante este pedido para que el presidente García se rectifique?

-Algunos funcionarios nos han dicho que el gobierno ya se ha rectificado y que las mesas de diálogo son una forma de avanzar en ese proceso. Otros han dicho que las comunidades indígenas también deberían pedir perdón por lo ocurrido en Bagua. Hemos notado un ambiente de polarización y de tratar de resolver el tema de Bagua, que es muy grave, como si fuera el principio del problema, cuando no es el principio sino la consecuencia de una política de exclusión y discriminación contra las comunidades indígenas, de la falta de una política pública para proteger los derechos de las comunidades indígenas y de la ausencia de voluntad del gobierno de cumplir con los compromisos internacionales asumidos por el Estado peruano de respeto a los derechos de los indígenas.

Fuente: http://www.diariolaprimeraperu.com/online/entrevista/el-dialogo-con-el-gobierno-debe-cortarse_49097.html

Ernesto Carmona
Argenpress

Los grandes medios de América Latina padecen una profunda crisis ética por no cumplir con su mandato esencial de informar "veraz y oportunamente". Al sepultar la noción de medios libres e imparciales y el "deber ser informativo" asociado a los orígenes de la prensa, el periodismo perdió su fin ético último: coadyuvar a que el hombre satisfaga la necesidad y el derecho a estar informado para tomar las decisiones en el logro de una "vida buena".

La pérdida de la ética, acelerada por la concentración mediática y estimulada por el modelo neoconservador impuesto en las últimas cuatro décadas, que también pavimentó los excesos de la gran concentración no regulada del poder corporativo y financiero causante de la crisis actual desatada en las naciones desarrolladas, edificó una tiranía mediática, al erigir una "mediocracia" que define y regula casi todos los ámbitos de la vida contemporánea.

La concentración de la propiedad mediática creció en todo el mundo al unísono que el rol dominante de las grandes corporaciones transnacionales que explotan recursos naturales de los países pobres, estimulada por el neocolonialismo post Segunda Guerra Mundial, con el pretexto de ayudar al “desarrollo” de las naciones atrasadas, pero ricas en materias primas, potencial alimentario y combustibles.

Las primeras señales de alerta ante la concentración mediática surgieron hace más de 50 años. En su libro El capitalismo contemporáneo, publicado en 1956 (1), el pensador laborista británico John Strachey hizo esta aserción:

“La diseminación de noticias y opiniones se ha convertido en una rama de los grandes negocios y, como los demás grandes negocios, ha avanzado a la etapa oligopolista. Como tal, se ha convertido en el casi monopolio de un puñado de grandes empresas... Pero, la diseminación de noticias y opiniones no es un proceso productivo ordinario. Está íntimamente ligado a la existencia de la democracia efectiva... Existe un límite a la monopolización de la opinión que la democracia no puede rebasar y seguir siendo efectiva –y ésta será, por supuesto, la tendencia política a favor del gran capital–, entonces es casi imposible que el pueblo haga una elección racional. Estas cuestiones, y no tanto las formas constitucionales, serán las que realmente importen en las luchas políticas de la segunda mitad del siglo [20]”.


Esta voz social demócrata advirtió hace medio siglo que el periodismo “está íntimamente ligado a la existencia de la democracia efectiva...” y que su desnaturalización favorece exclusivamente “la tendencia política a favor del gran capital”. Inspirado por el afán de lucro, hoy se ha convertido en una herramienta al servicio del poder económico, político y militar, nacional-local y global.

Los medios son instrumentales a la conservación de un statu quo de gran concentración de la riqueza y en algunos países latinoamericanos pretende ejercer directamente el poder político, como un partido más, identificado con el poder económico (ya hubo un golpe de estado conducido desde una televisora, Venezuela, 2002). Su objetivo ya no es la información, sino la sustitución de la opinión pública, arrogándose el derecho a ocultar información en un sistema de “noticias” sesgadas, manipuladas, sino prefabricadas, y siempre predigeridas.

El periodismo ya no orienta, ni informa sobre importantes problemas reales de los países, quizás para mantener en la ignorancia a ciudadanos ignorantes que concurren a votar con sus mentes influidas por mecanismos emocionales e hiperrealistas inculcados por los medios.

Aún así, y a contrapelo de la masificación de contenidos estigmatizantes, los electores de varios países de la región terminan favoreciendo la opción más reñida por los medios, y esto significa que el periodismo pierde credibilidad, mientras grandes diarios están en crisis, se achican o desaparecen en el papel, sobreviviendo sólo en Internet. Los lectores comenzaron a dar la espalda y a dejar morir a los grandes diarios que privilegian los intereses de sus dueños y avisadores corporativos, mientras buscan otros destinos para sus pequeños avisos clasificados en la nueva prensa independiente local que emerge por doquier. Simultáneamente, las empresas inventan nuevos “diarios basura”, sin contenido y a veces gratuitos, populacheros y de lenguaje degradado, en un esfuerzo supremo por sobrevivir en su concepto de mercado “populista”.

Desde la segunda mitad del siglo 20 comenzó a advertirse que los grandes medios fallaban a la ética ocultando noticias, o entregándolas incompletas, sesgadas y/o tergiversadas. Se hizo evidente que los medios adquirieron motivaciones distintas a la cobertura genuina de hechos relevantes. En las salas de redacción emergieron reglas no escritas que cambiaron el concepto mismo de la información, en coherencia con los intereses de los dueños, y entronizaron un código tácito de prejuicios y omisiones que condujo a establecer nuevos parámetros, ocultos y no declarados, en la práctica periodística cotidiana de determinar qué es “noticia”, o qué hecho tiene el “méritos” de darse a conocer al público, aunque esos méritos poco tengan que ver con la relevancia de los hechos. Al sustituirse el concepto de “información” por el de “entretenimiento y propaganda”, en esas mismas salas de redacción aparecieron los nuevos mecanismos sutiles de censura y autocensura vigentes hoy.

Vivimos en sociedades en permanente crisis ética y de valores humanos, debido en gran parte a la acción de los medios y a la “herencia espiritual” de la última oleada de dictaduras, más cuatro décadas de efectos implacables del excluyente modelo económico neo conservador. Y las últimas dictaduras militares recibieron en cada país el apoyo incondicional de los grandes medios, sin excepción. Incluso algunos llegaron a fabricar noticias falsas, destinadas a “lavar” desapariciones de personas, o a “crear” incidentes políticos que nunca existieron, eligiendo previamente a “culpables” inocentes, como lo hicieron El Mercurio de Chile y sus periodistas al servicio de la inteligencia de Pinochet. El rol de El Mercurio ha sido tema de libros, documentales y estudios de postgrado, como “Chile inédito”, del estadounidense Ken Dermota (2).

En Chile pocos saben que el dueño de ese diario, Agustín Edwards, fue llevado a los tribunales por dos espectadores jóvenes que en 1987 presenciaban distraídamente una alocución del Papa Juan Pablo II en una visita a Santiago, mientras los servicios de inteligencia detonaban un incidente fabricado por ellos mismos para opacar la visita del Pontífice y crear desórdenes a fin de atribuírselos a la oposición a la dictadura. Al día siguiente, en el diario, ambos estudiantes aparecieron sentados, muy tranquilos, en una foto captada en las graderías antes del incidente, pero con círculos que destacaba sus rostros y una leyenda que indicaba sus nombres y los sindicaba como terroristas autores del desorden. Los jóvenes ganaron el juicio aún bajo la dictadura y Edwards fue declarado reo, pero esa noticia jamás se conoció (3). Sin embargo, continúan haciéndose montajes que tienen como víctimas a indígenas, huelguistas, y otros sectores excluidos, en un periodismo que otorga gran cobertura a la vida social de las elites pero ignora las luchas colectivas mientras no se transformen en “desórdenes públicos”.

Los ciudadanos perdieron el derecho a la información, garantizado en varias constituciones, pero convertido en letra muerta. Y también otros derechos, como la educación pública, convertida en privada o semiprivada motivada también por el lucro. sin atender a las necesidades de mano de obra calificada de los países. Es decir, enseñan deficientemente las profesiones con mayor demanda de mercado, sin atender las necesidades reales de un país. Y la propaganda hizo del periodismo una profesión “exitosa” de alta demanda… aunque desvirtuada.

Los medios repiten el lugar común de que vivimos la "sociedad de la información". Pero éste es otro mito, porque lo cierto es que vivimos en sociedades más entretenidas, pero cada vez menos informadas. No es una “sociedad de la información”, sino de la “infoentretención”, una sociedad infrainformada pero abarrotada de insignificantes “noticias basura” superficiales o “informaciones engañosas” que llenan el espacio arrebatado a las grandes noticias ignoradas o censuradas, tal como describe al “infotretenimiento”, hace un cuarto de siglo, el Proyecto Censurado de la Universidad Sonoma State de California (4).

El desarrollo de las tecnologías trajo grandes impactos postmodernos, como la televisión en colores, la telefonía digital, Internet y ahora, la TV digital. Empero, las novedades tecnológicas sofisticadas no significan mejores contenidos, y tampoco mejor información que cuando sólo existían la radio y unos pocos diarios, de papel pero de verdad. La TV digital requiere una nueva regulación cuyo debate presentaría la oportunidad de democratizar la televisión pero hay presiones políticas, gubernamentales, legislativas y empresariales para que todo quede como está. Nueva infraestructura tecnológica con los mismos protagonistas repartiéndose el millonario botín del mercado publicitario y, además, el ingreso a negocios distintos como telefonía digital e Internet.

Los grandes medios de la región claman por “la libertad de expresión” porque el Senado debate democráticamente un proyecto de ley de radiodifusión denominado Servicios de Comunicación Audiovisual para sustituir una norma de la dictadura (1976-1983), el decreto ley 22.285, de 1980. La iniciativa, que ya fue aprobado en Diputados, no atañe a la prensa escrita, sino a la explotación privada del espectro radioeléctrico, universalmente considerado un bien público, regulado por los gobiernos en todos los países del mundo, incluido EEUU.

Los grandes medios impresos y audiovisuales ocultan hoy demasiadas noticias importantes, y/o tergiversan otras que no pueden eludir, mientras derrochan un valioso tiempo de "salida al aire", o centímetros por columna, en banalidades, frivolidades de la farándula, enfermedades, trasplantes, nacimientos de niños malformados, intimidades de ídolos deportivos, mitos como el “chupacabras”, y toda clase de propaganda cultural y comercial disfrazada de información, o información-propaganda copiada de boletines oficiales de gobiernos o grandes corporaciones que lucran con los recursos naturales. Son las “noticias chatarra” de cada día.

Hay comida y “arte chatarra”, y también periodismo “chatarra”, “televisión chatarra”, “diarios basura” y “noticias chatarra”. “Junk food news” las llamó en 1984 Carl Jensen, de la Universidad Sonoma State (5). El mercado, la pobreza y la modalidad Mac Donald son grandes responsables de la obesidad, pero ésta ya no es sólo física, sino también cultural y mental, en parte por culpa de los grandes medios, como afirma el Dr. Mickey Huff (6), de ese mismo centro investigador. La verdadera noticia agoniza y desaparece el periodismo de investigación, que al perseguir la efímera noticia del día también escarba su trasfondo en la corrupción, las malas prácticas privadas y públicas, y la injusticia social…

La concentración mediática en América Latina

La libertad de expresión se entiende como libertad de empresa que permite vender noticias, ideas, interpretaciones subjetivas de la realidad como un producto más que compite libremente en el mercado. Empero, la concentración monopólica genera desempleo e impide materializar una verdadera competencia”. Los diarios y revistas venden ejemplares, en tanto la radio y televisión abierta llegan gratis a cualquier hogar a través de un bien público, como es el espacio radioeléctrico, pero el verdadero negocio de todos los medios --audiovisuales o escritos-- es la recaudación por publicidad. La TV por cable se paga dos veces porque también falló éticamente al abusar del público emitiendo publicidad en exceso. Si el fin último de los medios es más bien lucrar vendiendo propaganda, es un asunto crucial porque la ciudadanía no tiene posibilidad alguna de criticar los contenidos. No existen mecanismos para que la población imponga el tipo de periodismo que desea consumir, aunque las encuestas indiquen siempre que desea noticias, noticias de verdad.

El “sueño de la libre competencia” es mítico en un periodismo dominado por monopolios, duopolios y oligopolios, que no admiten competencia y destruyen a los competidores, incluso comprándolos para hacerlos desaparecer, como es frecuente. La propiedad mediática en América Latina reproduce la tendencia mundial a la concentración, impulsada por grandes capitales locales y transnacionales y, además, fortalecida por organizaciones como la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), que agrupa a los dueños de diarios de ese EEUU y la región, y la Asociación Internacional de Radiodifusores (AIR), de los dueños de la radio y televisión. Un ejemplo actual de tiranía mediática es Honduras, donde los grandes medios pertenecen a los mismos caciques económicos y políticos que derribaron al Presidente Manuel Zelaya, combatido por el latifundio mediático desde que inició su gobierno, en enero de 2006, a causa de sus inesperadas políticas en favor de los excluidos de esa empobrecida nación (7). Sólo como ejemplo, la televisión de Honduras está controlada por una sola persona, José Rafael Ferrari, partidario acérrimo del golpe también de gran presencia en radio. El comportamiento de la prensa de Honduras, tras el cierre de los pocos competidores críticos al golpe, trae a la memoria el rol jugado por los medios durante las dictaduras militares. No existe ningún código de ética para los dueños de la prensa. Morir es noticia, pero hoy muere la noticia.

“Un pequeño número de empresarios poderosos con influencias comerciales, políticas, y vínculos familiares, son dueños de la mayoría de los medios de comunicación del país", asevera el informe 2008 de derechos humanos de la embajada de Estados Unidos en Honduras (8), emitido cuando todavía gobernaba Bush. Y esta aserción puede aplicarse a todos los países latinoamericanos.

Entre los grandes grupos extranjeros que operan en Latinoamérica se encuentra Prisa, propietario de El País de España, que controla los principales medios de Bolivia y también tiene negocios en Argentina, presencia que quizás explique la artillería editorial del diario de Madrid contra la nueva ley de medios en discusión parlamentaria en Buenos Aires. El grupo, cuyo lema es Información - Educación - Entretenimiento, se define como el primer grupo de medios de comunicación en los mercados de habla española y portuguesa, líder en educación, información y entretenimiento, presente en 22 países, con más de 50 millones de usuarios de sus insignias globales El País, 40 Principales, Santillana o Alfaguara. Penetró el mercado iberoamericano a partir de Brasil y Portugal, y el mundo hispano de Estados Unidos, tiene 13.701 trabajadores repartidos entre Europa y América (9), se jacta de tener un mercado global de 700 millones de personas, en 2008 facturó más de 6.00 millones de dólares --con ganancias 21,6% mayores que el año anterior-- pero la crisis lo condujo a endeudarse en más de 2 mil millones de dólares para seguir a flote.

Grupo PRISA en América

Argentina: radio Continental y Los 40 principales.

Bolivia: diarios El Nuevo Día, Extra y La Razón. Vendió el 25% de la televisión ATB Bolivia al Grupo Akiashi y el otro 70% es del Grupo Brisa, S.A.

Chile: Iberoamericana Radio Chile, 50% del mercado radial.

Colombia: Caracol Radio.

Costa Rica: Radiofórmulas Los 40 Principales y Bésame.

Ecuador: Los 40 principales en convenio con el grupo Radio Centro Internacional.

Estados Unidos: Caracol Miami, W Radio Los Ángeles y la red GLR Networks.

México: 50% de Televisa Radio (radios como W Radio o Los 40 principales) y edición mexicana de Rolling Stone.

Panamá: W Radio y Radiofórmula Los 40 Principales.

En México, Prisa está asociado a Televisa en el consorcio Radiópolis; en Colombia posee la cadena Radio Caracol y participa en el diario El Tiempo; en España controla las editoriales Santillana y Alfaguara, Sogecable TV y más de mil radios en todo el mundo, incluyendo las emisoras más lucrativas de Perú, Chile, Bolivia, Panamá, Costa Rica, y 60 radios orientadas al mundo hispano de EEUU, a través de GLR Networks. En Bolivia, controla la Red de Televisión ATB, el diario La Razón (el principal del país), Extra (publicación popular) y El Nuevo Día (el segundo diario, de Santa Cruz de la Sierra).

Los medios existen para captar el gasto en publicidad, que en 2007 ascendió a 455.119 millones a escala mundial (10). La publicidad es un mercado abierto y global, que creció 5,19% respecto a 2006, más que el 1,8% de la industria petrolera, aunque los datos de 2008 probablemente mostrarán una severa declinación por la crisis.

En 2005, la inversión en avisaje en 9 países relevantes de América Latina ascendió a 13.600 millones de dólares (11), invertidos principalmente en televisión y diarios, donde Brasil absorbió el 42% (6.000 millones de dólares), México el 22% (3.000 millones), Argentina 10% (1.360 millones), Colombia 9% (1.224 millones), Chile y Venezuela 5% (680 millones), Ecuador 4% (544 millones), Perú 2% (272 millones) y Uruguay 1%, es decir, 136 millones de dólares, cifra 20% menor a los 167 millones de dólares recaudados al año en avisos por RCTV de Venezuela.

En 2007, el liderazgo mundial del gasto publicitario continuó en América del Norte con 41,1% del total (184.054 millones de dólares), seguida por Europa con 29,8% (135.625 millones). América Latina retuvo un 4,9% (equivalente a 22.331 millones de dólares), porcentaje igual al de 2006, mientras Asia exhibe el 20,7% (94.210 millones). En 2007, la región latinoamericana desplazó al continente negro que bajó del 6,1% al 3,47% su participación en la torta publicitaria global.

En 2007, en Latinoamérica se “invirtieron” 22.331 millones de dólares en publicidad. De este año más reciente sólo hay datos pormenorizados de 7 países (Argentina, Brasil, Chile, Colombia, México, Perú y Uruguay), que cubren el 82% de la región con una cifra de 18.026 millones de dólares. Como en el fútbol, el liderazgo sigue en Brasil con una inversión de 9.309 millones de dólares, el 52% de la región; seguido por México con 4.713 millones de dólares, 26%; y Argentina con 1.616 millones, 9%. Los 7 países estudiados en 2007 tuvieron un crecimiento de 35% respecto a 2005, al pasar de 13.372 a 18.026 millones de dólares.

Uruguay lleva la delantera al comparar el gasto en publicidad con el Producto Interno Bruto, que equivale al 1,17% del PIB; Brasil, gasta el 1,13% del PIB; Colombia, 0,82%; y Argentina, 0,80%. México y Perú están por debajo del promedio con 0,56% y 0,44%, respectivamente. El liderazgo del gasto anual por habitante lo tiene Chile, con 55 dólares per cápita, seguido de Uruguay con 52 dólares. El gasto más bajo de la región está en Perú, con 13 dólares por persona. Argentina se ubica en el quinto lugar de los 7 países estudiados con 40 dólares, detrás de México --con 44-- y Brasil, con 49 dólares.

La televisión percibe el 50,85% del total del gasto publicitario, que varía del 66,67% que captura en México --el más alto en la región-- al 42,61% de la TV de Brasil, el por ciento más bajo. Los medios gráficos (diarios y revistas) participan en promedio del 41,03% de la torta latinoamericana, pero sobresalen Brasil, con 54,61%, y Chile, con 50,31%, seguidos de Argentina, con 44,08%. El mercado menos adicto al papel es México, con el 13,88% y un reinado absoluto de la televisión. Brasil y Chile mantienen la hegemonía en diarios, con 44,73% y 50,31%, respectivamente, en tanto Brasil, Colombia y Argentina en revistas, con participaciones que oscilan entre 6% y 10% del mercado publicitario.

La radio es fuerte en Colombia, con 19,83 %; México, con 19,03%; y Uruguay, con 15,85%; dejando atrás al resto de los países que bordean el 3%. El mercado Internet se acerca al techo mundial del 2% del gasto total en publicidad. En resumen, estos siete países gastan en publicidad un 0,82 % de su PBI de 2.195.384 millones de dólares, con una inversión per cápita promedio de 42,13 dólares (12).

En Brasil, el principal actor del mercado publicitario de 9 mil millones de dólares (43% para la TV, 55% para los medios gráficos y 3% para la radio) es O Globo, que controla diarios, televisión y exporta telenovelas. El grupo pertenece a la familia Marinho, asociada recientemente con el magnate mexicano Carlos Slim, quien se enriqueció con Teléfonos de México (TelMex), cuando los privatizó a su favor --en 1990-- el gobierno de Carlos Salinas de Gortari. Slim, que también posee Telefonía Claro, en 2005 adquirió a O Globo el 36,6% de Net Serviços, la mayor compañía de cable, con 1,4 millones de clientes. La hegemonía de O Globo en TV hoy está amenazada por un nuevo gran competidor: Rede Récord, de la pentecostal Iglesia Universal del Reino de Dios, que también produce telenovelas, drena personal experimentado de O Globo ofreciendo mejores sueldos, construyó grandes infraestructuras de estudios con tecnología de última generación y su producción inunda el mercado hispano de EEUU con contenidos en castellano y portugués que distribuye gratis a las grandes estaciones y compañías de cable. La Iglesia Universal fue inspirada por la estructura económico-religiosa de la Iglesia de la Unificación, del reverendo Sun Myung Moon, pero pertenece al neo millonario brasilero Edir Macedo Bezerra, quien controla la red TV Récord, con 25 repetidoras en todo en el territorio, dos periódicos, una revista y 30 emisoras de radio. Esta secta brasilera tiene presencia en 40 países, incluida toda América Latina y algunas ciudades de Estados Unidos, Europa, África y Asia.

Más atrás de O Globo y Macedo siguen las familias Sirotsky, dueña del grupo RBS; Civitas, propietaria de Abril; y Frías, dueña de Folha. También hay cabida en Brasil para los grupos Televisa, de México (donde también participa Slim), y Cisneros, de Venezuela-EEUU. “Cuando las cadenas de televisión en América Latina comienzan a reclamar por la libertad de prensa, están en realidad reclamando por la libertad de seguir lucrando y emitiendo 'su mensaje', bastante alejado de los intereses de los pueblos”, opinó el periodista uruguayo Diego Olivera (13).

México tiene un mercado de avisaje de 4.713 millones de dólares donde la televisión se lleva el 67% de la torta y domina Televisa, beneficiada por una ley le que otorgó perpetuidad a sus licencias. Pertenece a la familia Azcárraga y a Carlos Slim, entrelazados con el grupo de Gustavo Cisneros de Venezuela, otra fortuna mediática de la región con presencia en DirectTV y la cadena hispana Univisión de EEUU. Detrás sigue TV Azteca América, de Ricardo Salinas Pliego, que al igual que Televisa capta accionistas en EEUU. Slim, que además participa en Univisión con Cisneros, llegó a tener la segunda fortuna del mundo en 2008, con 60 mil millones de dólares, pero la crisis lo llevó al tercer lugar en 2009, cuando se “empobreció” en 25.000 millones y su fortuna se “redujo” a 35 mil millones de dólares.

El diario Clarín encabeza el grupo más poderoso de Argentina, de Ernestina Herrera viuda de Noble, aunque se extiende al ámbito multimedia, con televisión abierta como Canal 13, TV cable y numerosos negocios afines. El grupo, con presencia en terceros países y también otros accionistas, como el quebrado banco de inversión estadounidense Goldman Sachs, domina un mercado publicitario de 1.617 millones de dólares en 2007, donde el 53% va a la TV, el 38% a los diarios y el 3% a las radios. En 2008 el gasto en publicidad creció en 37%, situándose en 2.220 millones de dólares, 41,03% para la TV y 35,31% para los medios gráficos (14). (La viuda de Noble, el fundador del diario, adoptó a dos niños de detenidos desaparecidos en 1976, cuestión ventilada en los tribunales que explicaría el poco entusiasmo de Clarín y sus demás medios por las noticias sobre desapariciones y actividades de Madres y Abuelas de Plaza de Mayo) (15).

El diario La Nación, otro gran grupo argentino, pertenece en a la familia Mitre, un apellido de abolengo oligárquico-histórico. Los demás medios están controlados por pocas familias: la cadena Telefé pertenece a Editorial Atlántida de la familia Vigil y a New Corporation, de Rupert Murdoch, nacido en Australia. Todos combaten a coro la nueva ley de radiodifusión que en estos días debate el Parlamento y, aunque no atañe a medios escritos como Clarín y La Nación, sino al espectro radioeléctrico, alegan que “está en riesgo la libertad de expresión”.

En Chile, los medios recaudaron 886 millones de dólares en avisaje en 2007, donde la televisión y los diarios absorbieron el 47% cada sector, quedando sobre un 3% para revistas y algo menos de 3% para las radios (16). El Mercurio capta más de la mitad de la publicidad en diarios, incluidos los avisos del Estado, pese a los reclamos judiciales de la prensa independiente liderados por la revista Punto Final. En 2005, El Mercurio percibió el 48% del gasto del Estado en publicidad en prensa escrita, 9 millones de dólares de hoy, mientras su competidor La Tercera-Copesa absorbió el 29%. Los diarios regionales, revistas y periódicos independientes percibieron apenas el 15%. Pero el gasto público chileno total en publicidad es de 36 millones de dólares, con el 75% para la TV. La Constitución chilena consagra el derecho a la no discriminación arbitraria en el trato económico del Estado, pero también es letra muerta (17).

Entretanto, se debate con sigilo una ley de TV digital, que bajo pretextos técnicos pretende dejar a los mismos protagonistas de este negocio de 412 millones de dólares en 2007, evadiendo la oportunidad de democratizar la televisión con la nueva regulación que requiere la tecnología digital. Y el “sigilo” se debe a que este tema no se refleja con claridad en los medios, en un país donde todos los diarios relevantes pertenecen a dos personas: el 95% a Agustín Edwards, dueño de El Mercurio y otros 22 periódicos, más 35 estaciones de radio, y al banquero y “retail” Álvaro Saieh, de La Tercera, La Cuarta y otros medios de su consorcio Copesa. En televisión abierta actúan grupos locales y extranjeros, como el mexicano Angel González, que posee dos estaciones aunque la ley sólo permite una. Otro canal abierto pertenece a los herederos del magnate Ricardo Claro, quienes conservan la línea editorial de extrema derecha impresa por el fallecido propietario, en tanto otra estación fue vendida por Gustavo Cisneros a Sebastián Piñera, dueño de LAN, candidato presidencial y émulo del italiano Silvio Berlusconi, quien accedió a la política y a la jefatura del Estado Italia desde su red de TV.

En Colombia reina Caracol TV, del magnate Mario Julio Santodomingo, cabeza de uno de los grupos económicos más fuertes, en alianza con la española Planeta, y con una rama en Miami para negocios con Telemundo y su aliada colombiana RTI Televisión (contenidos), con TV Azteca, Univisión y otras. El grupo posee también El Espectador, diario reducido a semanario, y revista Cromo, en tanto Caracol Radio pasó al grupo Prisa. Caracol TV y Radio Cadena Nacional de Televisión (RCN TV), del magnate Carlos Ardila Lülle, controlaban en 2001el 63,8% de la publicidad en TV, 800 millones de dólares (18).

En el mercado colombiano se transaron 1.224 millones de dólares en 2005, pero en 2007 la cifra bajó a 957 millones, 45% para la TV, 28% para diarios, 20% para radios y menos de 7% para revistas. El diario más grande es El Tiempo, el único de circulación nacional, que pertenece a la familia Santos, pero aliada con Prisa, y uno de cuyos jefes periodísticos es... el vicepresidente de la República Francisco Santos, tarea que probablemente le impide trabajar también en la cadena City TV de Bogotá y otros medios impresos de su grupo familiar.

La mezcla nada ética de los poderes económico, político y mediático se da con diferentes matices en cada país y refleja la aspiración de control del pensamiento que persiguen "los dueños" virtuales de las sociedades a través de los medios, sepultando fríamente la noción romántica de medios libres e imparciales. La información no es un producto para transar en el mercado, sino un derecho de todos los ciudadanos que exige responsabilidad social al periodismo. El derecho a la información figura entre los principales artículos de diferentes constituciones (en Colombia aparece en el Nº 20 y en Chile, en el Nº 19).

En Venezuela, los medios corporativos pertenecen a las élites privadas, pero coexisten tres áreas, debido al desarrollo de un sector estatal y otro de medios populares comunitarios. Son privadas las tres principales redes de TV (Venevisión, de Cisneros; Globovisión, de las familias Zuloaga/Ravel; y Televen, de Omar Camero), más el "Canal i", semi nacional. Nueve de los diez diarios privados principales --entre un total de 134-- mantienen el esfuerzo de erosionar al gobierno y sus políticas. El Estado creó un sistema público, con el propósito declarado de servir a los sectores “invisibles” de la sociedad, Latinoamérica y el mundo, integrado por Venezolana de TV, Telesur, ViVe, TVes, ANTV (de la Asamblea Nacional) y otros 6 canales regionales entre un total de 70 estaciones, que incluyen 6 señales de iglesias. El sistema público posee dos emisoras nacionales (Radio Nacional y YVKE Mundial), entre 637 estaciones.

Los diarios privados nacionales más relevantes son El Nacional (de la familia Otero) y El Universal (de la familia Mata), ambos de oposición al gobierno, en tanto Últimas Noticias (de la familia Capriles) mantiene una línea editorial imparcial y es el matutino de mayor circulación (350.000 ejemplares los domingos y más de 200.000 el resto de la semana), seguido de cerca por Panorama de Maracaibo, también imparcial y de circulación nacional. Existen otros dos diarios nacionales proclives al gobierno, Diario Vea y el Correo del Orinoco, de reciente aparición, con el mismo nombre del diario fundado por Bolívar en 1818. Además existen 176 revistas (19).

La televisión llega al 95% de los hogares. Hacia fines de 2006 el espacio radioeléctrico en VHF estaba ocupado en 78% por el sector privado y 22% por el sector público, mientras en UHF el 82% de las estaciones eran privadas y el 18% públicas. La televisión abierta capta el 46% de las horas de atención y la televisión paga, el 17%, mientras el 36% restante corresponde a radio, prensa e Internet. Según datos de 2005, el mercado publicitario ascendía a 680 millones de dólares, el mismo tamaño que el chileno, entonces el 5% del total entre 9 países latinoamericanos estudiados ese año. La TV absorbe el 72% del mercado, los diarios capturan el 23% del gasto en avisos, las revistas el 2% y la radio el 1,5% (20).

La autoridad reguladora no renovó las concesiones de 32 radioemisoras (y dos canales de TV), entre 240 estaciones radiales todavía en revisión (21). La Televisora Venezolana Social (TVes) salió al aire el 28 de mayo de 2007 por la señal abierta canal 2, que había utilizado Radio Caracas Televisión (RCTV), cuya concesión venció y no fue renovada por la Comisión Nacional de Telecomunicaciones.

El esquema de concentración de la propiedad se reproduce en el sistema mediático privado de todos los países latinoamericanos. Empero, varios países poseen por lo menos un canal del Estado. Sólo en Chile, la estación pública no exhibe diferencias con la televisión privada respecto a sus valores de clase, criterios peyorativos y sesgados contra los pobres, e incluso se financia con publicidad. En todo caso, los sectores más progresistas de los países aspiran a fortalecer los medios estatales y al desarrollo de los medios independientes y populares comunitarios, en el espíritu del “Nuevo Orden Mundial de la Información y de la Comunicación” (NOMIC), una propuesta del siglo pasado de las Naciones No Alineadas (NO-AL), aprobada por la UNESCO e incluso por la Asamblea General de la ONU y olvidada tras la aparición del “capitalismo salvaje”, descrito así por el pontífice Juan Pablo Segundo.

Las tres áreas mediáticas de Venezuela (privada, estatal y popular) parecen retomar el camino abierto por la UNESCO en los años 70, con las recomendaciones de la Comisión de Estudios de la Comunicación (CIC), cuyo Informe Final, aprobado en 1980 por la Asamblea General, fue difundido en el documento “Un solo mundo, Voces múltiples”, conocido también como “Informe MacBride” (por el nombre del abogado y periodista irlandés Sean MacBride que presidió la CIC). El informe criticó “el desequilibrio informativo, el carácter mercantil de la noticia, el propio concepto de noticia, la transnaciolización en la propiedad” y proclamó: “Hay que introducir el espíritu democrático en el mundo de la comunicación”. Hoy, estas palabras de la ONU suenan a surrealismo (22).

Los amos de la prensa en EEUU

Lords of the Press, libro publicado en 1938 por el periodista estadounidense George Seldes, fue uno de los primeros dibujos del cambiante mapa de la propiedad de los medios en EEUU, tema relevante para América Latina porque el país del norte controla prácticamente toda la información y el entretenimiento en la región, a través de sus redes de TV, cable, sistemas informativos, agencias de noticias y subsidiarias tipo CNN-Chile, en una virtual metástasis ideológico-corporativa. Por añadidura, el aparato informativo fue copiado en nuestra región del modelo estadounidense y sus parámetros sobre la profesión son los mismos que siguen enseñándose en las escuelas de periodismo, que forman el personal que luego emplearán “los amos de la prensa”. Empero, mantener al día el mapa de la propiedad requiere un esfuerzo constante.

Cuando Dwight Eisenhower le entregó la Casa Blanca a John Kennedy, en 1961, dijo estar preocupado por la creciente influencia del complejo militar-industrial, expresión ya célebre a la que hoy habría que añadirle el término “mediático”, por lo vasos comunicantes entre la industria de guerra y la propiedad de los medios. Cuando Noam Chomsky y Edwards S. Herman publicaron en 1988 su libro Fabricando el Consenso: Economía política de los grandes medios, existían 20 grupos que controlaban la información y el entretenimiento en EEUU. Hoy se han reducido a 10 mega-grupos que difunden su visión del mundo a todo el planeta.

En ese texto y en su difundida conferencia “El control de los medios de comunicación”, en 2007 Chomsky dijo: "El papel de los medios de comunicación en la política contemporánea nos obliga a preguntar por el tipo de mundo y de sociedad en los que queremos vivir, y qué modelo de democracia queremos para esta sociedad” (23). Y el problema radica en qué se entiende por democracia y el rol de los medios. Chomsky añadió: “Una idea alternativa de democracia es que no debe permitirse que la gente se haga cargo de sus propios asuntos, a la vez que los medios de información deben estar fuerte y rígidamente controlados”. Y la pregunta que surge es ¿controlados por quién? La idea predominante es que hoy sean controlados por el mercado, o sea, por sus dueños.

Chomsky sostiene que a EEUU lo dirige una elite de poder emanada del capital financiero, que impone políticas de guerra que resultan aceptadas "por consenso" gracias a una propaganda planificada que usa la caja de resonancia de los medios. Y cita numerosos ejemplos históricos, desde cómo la Comisión Creel, bajo el gobierno de W. Wilson, hizo aceptar el ingreso de EEUU a la Primera Guerra Mundial a una "opinión pública" que antes se mostraba contraria a la acción militar, transformándola en partidaria fervorosa, y hasta histérica, de la guerra, después que las mentes de la gente recibieran exitosamente el virus patriótico-guerrero de la propaganda contra el “peligro alemán”, que años más tarde se transformó en el “miedo rojo” y actualmente en el “temor al terrorismo” que justificó la invasión y ocupación de Iraq y Afganistán. Chomsky y Herman dijeron que la concentración de la propiedad coloca una especie de filtro a los medios para que estos busquen esencialmente obtener ganancias, proteger el mercado del capitalismo, evitar cualquier ofensa a los poderosos y levantar una fuerte oposición a cualquier idea alternativa.

Hoy cientos de millones de estadounidenses, latinoamericanos y ciudadanos de todo el planeta consumen a diario -directa o indirectamente- los productos informativos y culturales de los 10 grupos propietarios de los medios más influyentes:

1) AOL/Time Warner Inc. (CNN, Time, Life, AOL, HBO, TNT, Warner Brothers, etc)

2) Gannett Company, Inc. (USA ToDay, USA Weekend, USA ToDay Sports Weekly, etc)

3) General Electric (NBC, Telemundo, MSNBC, CNBC, electrodomésticos, aviación etc.)

4) News Corporation (Fox Broadcasting Co., Fox News, Sky-Directv, NatGeo, etc.)

5) The McClatchy Company (Miami Herald, Nuevo Herald y 28 diarios más, etc.)

6) The New York Times Company (y otros 17 diarios, más radio, TV y otros negocios)

7) The Washington Post Company (también revistas, TV, cable, y negocios afines)

8) Viacom (CBS, UPN, editoriales, cine, cable, MTV, Nickelodeon y otras 13 empresas)

9) Vivendi Universal (Universal HBO, Cinecanal, revista Rolling Stones y TV productoras)

10) Walt Disney Company (ABC, ESPN, cable, más de 50 radio y TVs, petróleo y gas)

Estos diez grupos (descritos individualmente en Anexo, al final del texto) controlan los diarios nacionales de mayor circulación, como el New York Times, USA ToDay y Washington Post, cientos de radioemisoras y las cuatro cadenas de televisión con mayor audiencia en sus programas de noticias: ABC (American Broadcasting Company, de Walt Disney Co.), CBS (Columbia Broadcasting System, de Viacom), NBC (National Broadcasting Co., de General Electric) y Fox Broadcasting Company (de News Corp.). Quienes manejan estos medios adquirieron una importante cuota de poder que no emana de la soberanía popular, sino del dinero, y responde a una intrincada madeja de relaciones entre los medios informativos y de comunicación y las más grandes corporaciones transnacionales estadounidenses, como la controvertida petrolera Halliburton Co., donde tiene intereses el ex vicepresidente Dean Cheney; el Carlyle Group, que controla negocios de la familia Bush; la proveedora de armamento del Pentágono Lockheed Martin Corp., Ford Motor Co., Morgan Guaranty Trust Co. of New York, Echelon Corp. y Boeing Co., para citar sólo unas pocas. Sus negocios de infotretenimiento abarcan desde el libro, equipos y estadios deportivos, producción y distribución cinematográfica y de TV, incluyendo redes de salas de cine y todo lo que se pueda imaginar (24).

El Proyecto Censurado estableció en 2006 que sólo 118 personas pertenecían a las juntas directivas de los diez grupos “big media”, pero al mismo tiempo ocupaban cargos de dirección en 288 importantes corporaciones estadounidenses y transnacionales. A su vez cuatro de las diez mayores corporaciones de medios tienen en sus juntas directivas a representantes de las más grandes compañías contratistas del ministerio de Defensa:

William Kennard: New York Times, Carlyle Group

Douglas Warner III, GE (NBC), Bechtel

John Bryson: Disney (ABC), Boeing

Alwyn Lewis: Disney (ABC), Halliburton

Douglas McCorkindale: (Gannett), Lockheed-Martin.

Este entramado configura lo que el sociólogo Peter Phillips, director del Proyecto Censurado, describe como el grupo dominante en el poder real de EEUU, por encima de las instituciones y el propio Presidente.

Efectos de la censura

Como nunca, hoy se distrae la atención del público hacia asuntos banales, como el nuevo circo de la farándula, en una neo censura, donde lo nuevo es el disfraz, que refleja efectos como estos:

Agenda cotidiana recargada de seudo “noticias” de relaciones públicas o propaganda comercial sin tapujos presentada como “información”, a solicitud o pago de los interesados, sean políticos, personajes de la elite, agencias gubernamentales o corporaciones avisadoras que venden novedades de tecnología “top”.

Mensajes de publicidad encubierta travestida como noticias que suelen reflejar monótonas parcialidades surgidas de conferencias de prensa, boletines de prensa o declaraciones de personajes capturados a la salida de sus reuniones, del sector público o privado. Día a día nos acosa un molesto de bombardeo de propaganda corporativa e ideológica permanente, por ejemplo “los héroes” de CNN o “ser negro en EEUU”, “se supera la crisis financiera”, pero las cuestiones reales se ofrecen fragmentadas en 20 segundos y poco se entienden aunque se repitan durante la jornada.

Noticiarios de distintas estaciones, con jefes y personal diferente, coinciden en su selección de “cuál fue la noticia” del día, ofreciéndola a menudo con idéntico enfoque parcial, y con los dichos del mismo personaje. El horario de estos informes suele coincidir en todos los canales, con el personaje hablando y simultáneamente, como en una cadena, como si no existieran otras fuentes.

Muere el periodismo de investigación. No se confrontan fuentes, ni se investiga ni reportea, sólo se emiten píldoras en formato de 20 segundos que sólo apuntalan una realidad virtual: “Obama se quedó sólo”, “Chávez es un dictador”, “Ecuador no paga su deuda”, “Cristina empobrece al campo”, “Bases militares en Colombia combatirán al narcotráfico y terrorismo”. No sabemos que está ocurriendo realmente en Paquistán ni cuántos niños y mujeres mata al día el terrorismo aéreo del bombardeo a mansalva de los “abejorros” estadounidenses, aviones a control remoto, sin pilotos como John McCain en Vietnam. Además de noticias fragmentadas, siempre hay una lata “explicación de fondo” de seudo analistas de idéntica óptica, que no son “especialistas” sino propagandistas obedientes a las cúpulas del poder.

Se privilegian las “noticias” de deportes, básicamente fútbol, farándula y criminalidad. La farándula se debate en programas específicos y en antiguos y nuevos diarios consagrados exclusivamente al tema.

La figura del “defensor del lector” nació como una esperanza de poner atajo a los abusos mediáticos pero se convirtió en una tribuna o vitrina de lucimiento personal del “defensor”.

La destrucción de imagen es un hábito sempiterno. Da lo mismo que la víctima sea un presunto delincuente o un mandatario elegido democráticamente, como Morales, Correa, Fernández o Chávez, y también a Obama, el presidente de EEUU, escarnecido por Fox News y en su propio país. Si Wall Street no tiene ética, el periodismo corporativo tampoco.

El lenguaje está recargado de alusiones peyorativas cuando se informa de manifestaciones sociales, conflictos obreros, reclamos de los jóvenes y otros reclamos públicos de derechos.

Los pobres sólo hacen noticia desde la óptica de la caridad o el delito. Ya es habitual que equipos periodísticos acompañen a la policía en redadas nocturnas para exaltarla y en esos escenarios de delito-pobreza, los héroes siempre son los policías, cuya versión final es definitiva.

Se usa un lenguaje radial y televisivo recargado de alusiones peyorativas cuando se informa de manifestaciones sociales, conflictos obreros, demostraciones de jóvenes y otros reclamos públicos de derechos. Los lectores de noticias y reporteros “desde la fuente” empobrecen cada día más la lengua de Cervantes y dan el triste espectáculo de utilizar términos con otro significado, balbucear repetidamente aspectos obvios de la “noticia” y abusar de muletillas huecas repetidas incansablemente.

Reportes vacuos “desde el lugar de los hechos” engañan al público con material de archivo que no se explica, dejando que parezca “en vivo” aunque a veces tenga que ver con otros temas.

Diarios que penetran el mercado popular suelen titular en tapa con noticias importantes de economía y finanzas, pero presentadas siempre en la óptica del interés de la clase adinerada, sin importarles que el grueso público no las entienda ni sospeche la relevancia que para él puedan tener las fusiones de corporaciones y los altibajos de las bolsas, temas de real interés para los inversionistas ricos o los estudiosos de la economía. La información sobre la bolsa de NY es permanente e instantánea, sin qué significa para la gente, ni para qué sirve y qué hace la bolsa. Quizás esos periodistas tampoco lo sepan: sólo repiten propaganda sistémica, afirmando que lo peor de la crisis ya pasó porque la caída es cada vez menos dura respecto a las previsiones de aquellos “expertos” que son sus “fuentes”, es decir, siempre los mismos gurúes o propagandistas interesados, no imparciales, dueños de la verdad por encima del resto de los mortales.

Potenciales salidas y esfuerzos

La falta de libertad de expresión condujo en muchos países a la saludable aparición del libro periodístico y la proliferación de documentales, así como la explosión de medios alternativos en papel e Internet, mientras agonizan los grandes diarios. La red comenzó al alcance de muy pocos, aunque hoy se ha extendido al 2% del “mercado mundial” y sigue creciendo. Y también los diarios los lee una minoría, aparte que mienten sobre su circulación real, ocultan su verdadero tiraje y no hay certificación confiable de su cantidad real de lectores. Es saludable la masificación de Internet en curso en Uruguay, con el Programa Ceibal, que otorga a cada escolar una computadora conectada. Hay países con mayor conectividad que otros pero con fines comerciales de entretenimiento, como ocurre con los teléfonos celulares de última generación que pueden recibir televisión digital pero con los mismos criticables contenidos.

El derecho a la información, requiere la responsabilidad efectiva del Estado, como otros derechos (educación y salud). La TV y los medios no deberían ser “el opio del pueblo”. Como meta a corto plazo aspiramos a que los grandes medios privados coexistan con medios públicos y medios alternativos e independientes. Se requiere resucitar el llamado al pluralismo informativo planteado hace cuatro décadas por el llamado Informe Mc Bride, de la UNESCO, y aprobado por la Asamblea General de la ONU en 1980. Debemos recuperar el ethos periodístico. Anexo:

Los 10 grandes grupos de EEUU

1) AOL/Time Warner Inc. CNN Revista Time CNN Radio Warner Brothers AOL Court TV HBO TNT Kablevision (Hungría) New York 1 News Road Runner Time Warner Cable Equipo Bravos de Atlanta (Béisbol) Cartoon Network Entertainment Networks TBS Superstation TNT & Cartoon Network Asia Pacífico Turner Classic Movies (TCM) Turner Entertainment Turner South Life Money 70 revistas más Sellos grabadores: American Recordings Asylum Atlantic Classics The Atlantic Group China Time Life Books Back Bay Books Book of the Month Club Bulfinch Press Children’s BookoftheMonth Club Crafter’s Choice History Book Club 20 empresas editoras Otras corporaciones

2) Gannett Company, Inc. USA ToDay USA Weekend USA ToDay Sports Weekly USA ToDay Information Network Gannett News Service: Diarios Locales Army Times Publishing Co. (Para militares): Army Times Navy Times Navy Times Marine Corps Air Force. Times Gran Bretaña: Newsquest plc Daily Newspapers Bolton Evening News Daily Echo (Bournemouth) +20 periódicos TV en Arizona: KNAZ (Flagstaff) KMOH (Kingman) KPNX (Phoenix) TV en otros estados Cincinnati Enquirer Classified Ventures Com LLC con Knight Ridder - New York Times Company - Times Mirror - Washington Post Co. Tribune Company Central Newspapers Co. McClatchy Co. Space.com (con GE), etc.

3) General Electric NBC News Telemundo Electrodomésticos Aviación Sistemas industriales MSNBC, CNBC Asia y Europa 32% de Paxson Communications y red PAX TV Telemundo Communications Group Sony Liberty Media Corp Bravo Network NBC Universal (con Vivendi Universal) Universal Pictures 3 canales de cable 15 estaciones de TV 14 estaciones Telemundo Contenidos de televisión: NBC Universal Television Studio NBC Universal Television Distribution CNBC MSNBC Bravo Mun2TV Sci-Fi Trio USA Universal Pictures Universal Parks & Resorts Paxson Communications (30%) GE Aircraft Engines GE Commercial Finance GE Consumer Products GE Industrial Systems GE Insurance GE Medical Systems GE Plastics GE Power Systems GE Specialty Materials GE Transportation Systems.

4) News Corporation: Fox Broadcasting Company (subsidiarias en todo EEUU) Fox News Fox Sports National Geographic Channel Sky-Directv TV Guide The Weekly Standard Inside Out 20th Century Fox Fox Television Studios Fox Searchlight Pictures Harper Collins, Greenwillow Books +20 editoriales de libros. EEUU: The Wall Street Journal New York Post.

Inglaterra: News of the World News International Sun Sunday Times The Times Australia: 20 diarios 43 diarios ent re EEUU, Reino Unido y Australia 50 estaciones de cable y TV abierta en EEUU, Europa y Australia

Dueño: Rupert Murdoch, 78 años, quien habita un pent house de 44 millones de dólares (2004), dos plantas, 20 habitaciones, 2.500 m2 más 1.250 m2 en terrazas, gasto mensual en mantenimiento: 21.500 dólares, en 5a Avenida de Nueva York - Central Park.

5) The McClatchy Company

Miami Herald Nuevo Herald 30 diarios +50 periódicos no-diarios y gratuitos. Periódicos y publicaciones Internet. Compra diarios “competidores” para hacerlos desaparecer McClatchy Interactive (contenidos y herramientas de software) Real Cities (http://www.RealCiti es.com) Avisos clasificados (Cars.com y Apartments.com) .

6) The New York Times Company

TNY Times The International Herald Tribune The Boston Globe +15 diarios a través del país Radio & TV Emisora WQXR-FM 8 estaciones de televisión en diferentes ciudades y dos radio en Nueva York Negocios por US$ 3.300 millones en 1996 Emisora WQXR-FM 30 sitios Web: NYTimes.com Boston.com About.com. Participa en Boston Red Sox NESN Discovery Times channel (50%).

7) The Washington Post Company

The Washington Post Newsweek Los Angeles Times Magazines TV Cable Información electrónica y educacional Portal Washingtonpost Newsweek Interactive (WPNI) Washingtonpost. Com Newsweek.com Slate and Budget Travel Online Express El Tiempo Latino The Gazette Southern Maryland Newspapers The Herald (Everett, WA) Post-Newsweek Stations (Detroit, Houston, Miami, Orlando, San Antonio y Jacksonville) Cable ONE: medio oeste, oeste y estados del sur Kaplan, Inc. Washington Post News Service Bowater Mersey Paper Company (Industria papelera)

Estaciones de TV en Detroit, Houston, Miami-Ft. Lauderdale, Orlando, San Antonio y Jacksonville Negocios Educación Cable One (en Phoenix, AZ) Post Newsweek Tech Media Newsweek Productions Government Computer News GCN.com Kaplan, Inc. Post Newsweek Tech Media.

8) Viacom

CBS UPN Editoriales Producción-Distribución Cine Cable MTV Nickelodeon +13 compañías Producción-Distribución TV Cadena Inifinity Broadcasting (cientos de emisoras) Blockbuster (cine envasado) Parques recreativos: Paramounts Parks Famous Players United Cinemas International Famous Music 50 Estaciones de cable y T V abierta

Contenidos: Spelling Televisión Big Ticket Television King World Productions

Cine: Paramount Home Entertainment Paramount Pictures

Libros y revistas: Simon & Schuster Pocket Books Scribner Free Press Fireside Touchstone Washington Square Press Archway Minstrel Pocket Pulse 9) Vivendi Universal

Universal Studios Universal Pictures HBO Cinecanal Universal Televisión Group Multimedia Entertainment USA Networks Inc. Revista Rolling Stones Time Warner

Editoriales Larousse Nathan Anaya Música: Universal Music Group Cine: Cinema Internacional Corp. Cineplex Odeon United Cinemas Internacional Vivendi Universal

Telecomunicaciones: Vivendi Telecom Intenational Cegetel

Fondos de capital: Viventures

Salas de cine: Cinema International United Cinemas International Cineplex Odeon

Música: Duet (x Yahoo! & Sony)

Distribución de Agua: Vivendi Environnement (Nº 1 en el mundo)

Parques, recreación, retail: Universal Studios Hollywood CityWalk Universal Orlando Resort Hard Rock Hotel Portofino Bay Hotel Royal Pacific Resort

Universal Studios Japan Universal’s Islands of Adventure Universal Studios Theme Park Hotel Port Aventura Universal Mediterránea (España)

Universal Mediterránea Theme Park WetnWild Orlando Spencer Gifts Y mucho más

10) Walt Disney Company

ABC + 100 estaciones Radio y TV Cable: ESPN The History Channel + 50 empresas Disney Sid R. Bass (Petróleo y gas natural) TV en Chicago, Nueva York y + 50 ciudades Cable A&E Television ABC Family The Disney Channel E! Entertainment Classic Sports Network ESPN2, ESPN News ESPN Now ESPN Extreme + 50 empresas internacionales de TV & Cable Retail: The Disney Store

Libros: Hyperion Books Miramax Books Walt Disney Company Book Publishing

Revistas: Magazine Subsidiary Groups ABC Publishing Group Disney Publishing, Inc. +20 empresas en EEUU y Europa.

Multimedia: Walt Disney Internet Group ABC.com ABC Internet Group ABCNEWS.com Disney.com + 12 compañías

Parques: Disneylandia Disney Worl (EEUU y Europa) Software Juegos de Video

Cine: Buena Vista Home Entertainment Buena Vista Home Video Buena Vista Internacional Caravan Pictures Hollywood Pictures Miramax Films

Touchstone Pictures Walt Disney Pictures Negocios de Música Teatro Deportes: Equipo de Hockey Etcétera

Notas:

1) John Strachey (ministro de Guerra en 1950-51), El capitalismo contemporáneo, 318 pp, Fondo de Cultura Económica, México, 1956.

2) Ken Dermota, Chile inédito, Ediciones B, Santiago, 2002. Según esta investigación un grupo de economistas colaboradores y amigos de Pinochet utilizó el control del banco estatal para instalarse ellos mismos en el negocio de los periódicos, apropiándose de los más importantes e incursionando en otros negocios. Con dineros fiscales salvaron de la quiebra a los mismos periódicos que se niegan a investigar la participación de sus propietarios en estas operaciones. Lo dueños de esos medios controlan la práctica periodística y manipulan la percepción del público para perpetuar los ideales de la dictadura aún bajo democracia. La investigación revela que algunos de esos propietarios de medios participaron en el desmantelamiento del sistema universitario público y luego redactaron las leyes que les permitieron levantar sus propias universidades privadas y establecer sus propios centros de estudio e investigación, cuyos hallazgos son difundidos por sus periódicos. Estos medios ocultan la información que puede amenazar sus inversiones e intereses ideológicos. Sus dueños no son simples “fundamentalistas de mercado” sino que crean distorsiones en el mercado para su propio provecho económico mientras se esconden tras la cortina de humo del libre mercado. Los poderes fácticos de Chile siguen proveyendo “la verdad definitiva” (social, moral y económica) usando los medios de comunicación para acallar la disensión política de las minorías, ambientalistas y sindicatos.

3) Documental El Diario de Agustín, de Ignacio Agüero y Fernando Villagrán, 2008, Chile. Más información en http://www.eldiariodeagustin.cl/

4) Censored 2010, Project Censored, Ed. Seven Stories, NY, 2009.

5) Censored 2010, op. cit.

6) Censored 2010, op. cit. Ver http://www.ciespal.net/mediaciones/index.php/de-la-prensa/139-ique-es-el-infotretenimiento.html 7) Más información, a modo de ejemplo: http://www.argenpress.info/2009/07/zelaya-los-enfrento-temprano-los-duenos.html http://www.revistapueblos.org/spip.php?article1681

8) Ver http://www.spanish.honduras.usembassy.gov

9) Más información en http://www.rebelion.org/noticia.php?id=68301

10) Informe de Zenith Optimedia/Informe IAA (Internacional Advertising Association).

11) Asociación Argentina de Agencias de Publicidad: http://www.aaap.org.ar/

12) Fuente: Asociación Argentina de Agencias de Publicidad: http://www.aaap.org.ar/mail-inversion/images/texto02.pdf

13) Ver http://www.barometro-internacional.org/index.php?option=com_content&task=view&id=137&Itemid=

http://alainet.org/active/show_author.phtml?autor_apellido=Olivera&autor_nombre=Diego+

14) Asociación Argentina de Agencias de Publicidad: http://www.aaap.org.ar/inversion_2008/texto_inversion_publicitaria_argentina_2008.pdf

15) Ver http://www.perfil.com/contenidos/2007/12/08/noticia_0021.html

16) Asociación Chilena de Agencias de Publicidad (Achap), http://lta.reuters.com/article/businessNews /idLTASIE4AH27V20081118 http://www.publimark.cl/interior.asp?id=203 17) http://www.observatoriofucatel.cl/avisaje-estatal-la-batalla-del-periodismo-independiente/

18) Mauricio Nieto, “La Industria de la TV en Colombia, Análisis económico, financiero y de mercado”, CNTV-EAN , Bogotá, 2002; y María Teresa Herrán, “La Industria de los medios Masivos de Comunicación” (1991), Cede, Universidad Nacional y Fescol.

19) Ernesto Carmona, Los Dueños de Venezuela, Ed. Question, Caracas, 2004. http://www.logoslibrary.eu/pls/wordtc/new_wordtheque.w6_context.more_context?parola=0&n_words=1&v_document_code=70990&v_sequencer=5100&lingua=es

20) Ver http://www.guia.com.ve/noti/47827/industria-publicitaria-observa-panorama-nada-alentador.

21) http://www.fevap.com/site/det_noticia.php?id=41

22) UNESCO, Un solo mundo, voces múltiples, Paris-México, 1980.

23) Texto completo en Red Voltaire: http://www.voltairenet.org/article145977.html

24) Para mayor información ver por ejemplo http://www.juliaardon.com/2007/05/los-amos-de-la-prensa-por-ernesto-carmona/ y http://www.radioevangelizacion.org/spip.php?article593

Fuente: www.ProjectCensored.org (Exposición de Ernesto Carmona (Chile) en el Seminario Internacional “Periodismo, Ética y Democracia” de CIESPAL (Centro Internacional de Altos Estudios de la Comunicación para América Latina), Quito, Ecuador, 20 al 23 de octubre, 2009).

http://www.argenpress.info/2009/10/implicaciones-eticas-de-la.html

techieblogger.com Techie Blogger Techie Blogger